El Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires y la Universidad Nacional de La Plata acordaron la producción pública de Mifepristona, un fármaco seguro, eficaz y de bajo costo, recomendado por la Organización Mundial de la Salud para la atención de abortos con medicamentos.

La iniciativa representa un avance importante en términos de políticas de salud, ya que es la primera producción pública de este medicamento en el país. Además, es el cuarto medicamento que ambas partes desarrollan de forma conjunta, teniendo en cuenta los retrovirales pediátricos Gliclazida, Abacavir y Abacavir + Lamivudina.

En el marco del Día de Acción Global por el Aborto Legal y Seguro, el convenio fue suscrito ayer por el ministro de Salud de la provincia, Nicolás Kreplak, y la vicepresidenta Institucional de la UNLP, Andrea Varela. Participaron también el presidente de la Universidad Nacional de La Plata, Martín López Armengol, la ministra de las Mujeres, Estela Díaz, el vicepresidente académico de la UNLP, Fernando Tauber, y otros funcionarios bonaerenses y autoridades de la casa de estudios platense.

«Esta lucha por el aborto se encuentra en este camino por otra lucha que llevamos hace muchísimo tiempo, que tiene que ver con la soberanía en materia sanitaria, especialmente con la producción pública de medicamentos», sostuvo Kreplak.

Por su parte, Martín López Armengol afirmó que la UNLP tiene «una mirada social y un modelo que pretende resolver los problemas de la sociedad». Y agregó que «esta Unidad de Producción de Medicamentos cumple ese rol de resolver».

El desarrollo, transferencia y registro de la Mifepristona 200mg es fundamental para mejorar la atención y cuidado de las personas en situación de aborto, y garantiza una atención segura y de calidad. Está demostrado científicamente que la combinación de Mifepristona y Misoprostol aumenta la eficacia de las interrupciones legales de embarazo (ILE/IVE), reportando tasas de éxito de hasta 98 %, en comparación con el uso exclusivo de Misoprostol, mediante el cual la variable de eficacia es de entre 80 % y 85 %.

Al respecto, Andrea Varela dijo que «esta es una facultad comprometida con su tiempo y su historia, por eso no es casualidad que nuevamente estemos trabajando desde la Universidad, a través de esta Facultad y en conjunto con el Ministerio, porque necesitamos este medicamento, ya que la salud es un derecho y el acceso a los medicamentos es un bien social».

En Argentina, la Mifepristona no se comercializa ni existe su producción pública. Únicamente hay una donación de combipack de la organización FOS Feminista que Nación distribuye en las provincias.

En tanto, el decano de la Facultad de Ciencias Exactas, Mauricio Erben, manifestó que «la producción de Mifepristona nos puso en el lugar de comenzar a estudiar para que se pueda desarrollar por primera vez en el país este medicamento que viene a resolver un problema de salud».

Datos de abortos voluntarios y legales en la provincia

Según datos de Provincia, entre marzo de 2020 y septiembre de 2022 en la provincia se registraron 65.874 situaciones de aborto, de los cuales el 95 % se corresponde con abortos intencionales. En 2020 fueron un total de 14.330 interrupciones de embarazos (ILE), mientras que en 2021, con la sanción de la Ley N° 27.610, se realizaron 33.147 prácticas de interrupciones legales o voluntarias de embarazos. Esto representa un aumento del acceso de 131 %. En tanto, como dato provisorio en lo que va del año, se registraron 14.535 IVE/ILE. 

Este aumento no significa que los eventos de aborto en la provincia se hayan duplicado, sino que lo que se amplió fue el acceso a la práctica en el sistema de salud, ya que todas las estimaciones de aborto superan aún ese número, indicó Provincia. 

Actualmente el Ministerio de Salud bonaerense cuenta con equipos que garantizan la práctica a través de la Red de aborto compuesta en la actualidad por 535 establecimientos de salud distribuidos en 132 municipios. En lo que va de 2022, se sumaron 41 establecimientos. Desde el inicio de la gestión hasta hoy, la cantidad de establecimientos que garantizan las ILE/IVE aumentó en un 173 %.