La denominada «Encuesta de prevalencia de violencia contra las mujeres», impulsada por el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidades (MMGyD) y la Iniciativa Spotlight, reveló números preocupantes en Argentina, con la mitad de las mujeres en situación de violencia de género.

La ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación, Elizabeth Gómez Alcorta, presentó los resultados en Chaco, junto al gobernador Jorge Capitanich.

«Según los datos que presentamos, una de cada dos mujeres de nuestro país atravesó situaciones de violencia de género en el ámbito doméstico. Este número nos convoca con toda claridad a quienes tenemos responsabilidades políticas a priorizar el trabajo contra las violencias en nuestras agendas», sostuvo Gómez Alcorta, y agregó: «Nos quieren hacer creer que estamos frente a una agenda de minorías, que interpela a unos pocos. Nosotras estamos convencidas de que la agenda de la igualdad es una agenda de toda la sociedad, y que vivir en una Argentina más justa y sin violencias no es ni debe ser una utopía».

Por su parte, Capitanich aseguró que se trata de «un trabajo muy importante que nos permite generar políticas públicas con mayor sensibilidad». En esa línea, reconoció que el gran desafío es «lograr perfeccionar las políticas públicas con un sistema de evaluación que permita erradicar la violencia de género en todas sus formas». Y ratificó que «el principio de igualdad de género y las políticas con perspectiva de género constituyen un valor esencial en el diseño de las políticas públicas de un Estado moderno que promueve la equidad y la justicia».

El estudio puso el foco en cuatro tipos de violencia: física, psicológica, sexual, y económica y patrimonial, abarcando relaciones heterosexuales, y ejercida por una pareja o ex pareja.

Este primer sondeo abarcó un total de 12.152 mujeres de doce provincias: Buenos Aires, Chaco, Chubut, Entre Ríos, Jujuy, Neuquén, Misiones, Salta, San Luis, Santa Fe, Santiago del Estero y Tucumán.

La encuesta arrojó que el 50 % de las mujeres contaron que los ataques físicos por parte de su pareja o ex pareja ocurrieron delante de sus hijos o hijas, y el 17 % manifestó haber sufrido un abuso sexual.

Solo el 21 % ha realizado alguna denuncia. La mayoría, el 77 %, no la realizó, y el 2 % concurrió a algún dispositivo institucional pero no denunció.

Asimismo, el 67,4 % identifica la Líneal 144 como servicio de asistencia en estos casos. También el 50 % de las entrevistadas relató que los pedidos de asistencia fueron en soledad, siendo las más jóvenes las que más piden ayuda.