La búsqueda por proscribir a Cristina Fernández de Kirchner de cara a 2023 alcanza un momento clave para el mentado «Partido Judicial». En el marco de la llamada causa Vialidad, el fiscal Diego Luciani, integrante del «Liverpool de Macri», presentó su alegato final donde pidió doce años de prisión para la vicepresidenta y la «inhabilitación perpetua» para ejercer cargos públicos. A esto se sumó el rechazo del tribunal al pedido de ampliación indagatoria de la vicemandataria.

«Si algo faltaba para confirmar que no estoy ante un tribunal de la Constitución, sino ante un pelotón de fusilamiento mediático-judicial, es impedirme el ejercicio del derecho de defensa ante cuestiones que nunca figuraron en el acto de acusación del fiscal al que asistí durante 5 días en mayo de 2019», expresó la vicepresidenta esta tarde a través de Twitter. 

«Por ello mañana a las 11hs, a través de mis redes voy demostrar, justamente, por qué me están prohibiendo hablar en el juicio después del obsceno guión que montaron los fiscales», anunció.

Fue en contexto de la novena y última audiencia desarrollada en torno a la causa Vialidad, desarrollada este lunes por la mañana, que el fiscal Luciani presentó su alegato definitivo donde volvió a instalar la figura de CFK como la supuesta «líder de una asociación ilícita» que habría encabezado «la mayor maniobra de corrupción conocida en la historia del país».

En esa misma línea, se volvieron a presentar los cargos también contra el ex ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, el ex secretario de Obras Públicas, José López, el ex titular de la Dirección de Vialidad Nacional, Nelson Periotti, y el empresario Lázaro Báez.

Fernández de Kirchner, de manera previa a conocerse el alegato, decidió avanzar con un pedido de ampliación de su declaración indagatoria, pautado para el martes 23 de agosto. No obstante, en el transcurso de la tarde se conoció la decisión de rechazar la solicitud. 

Fue el presidente del Tribunal Oral Federal Nº 2, Rodrigo Giménez Uriburu (también parte del equipo de fútbol que estuvo presente en la quinta Los Abrojos, de Mauricio Macri), quien decidió rechazar el pedido de CFK para ampliar su declaración el día después de los alegatos. Asimismo, el magistrado decidió llamar a un cuarto intermedio hasta el lunes 5 de septiembre, cuando le tocará a la defensa comenzar con sus alegatos finales. 

Fue a través de un mensaje vía redes sociales que la vicejefa de Estado remarcó la serie de irregularidades en el proceso judicial que han impedido el normal desarrollo del derecho a defensa. 

«Ante la falta de pruebas en el juicio oral y las declaraciones de los testigos que demolieron la denuncia de Iguacel; los fiscales, en abierta violación del principio de defensa en juicio, montaron en su acusación cuestiones que nunca habían sido planteadas», indicó CFK, y agregó: «He instruido a mi abogado para que, a los efectos de poder ejercer efectivamente mi derecho a defensa en juicio, solicite la ampliación de mi declaración indagatoria para la audiencia del día de mañana, 23 de agosto».

Mientras tanto, fueron múltiples los gestos de respaldo hacia la vicepresidenta por parte de dirigentes, funcionarios, legisladores y la militancia, contra el proceso de persecución judicial que desde hace semanas comenzó a recrudecer contra su figura, en una coyuntura donde CFK comienza a sonar más fuerte como el posible nombre que encauce el oficialismo de cara al 2023.

La plana mayor del propio Gobierno decidió pronunciarse con un comunicado de rechazo hacia la persecución judicial desatada. «Es absurdo plantear que el Jefe de la Administración es responsable por cada uno de sus dependientes. Cambia el Derecho Penal y el encuadre del principio de responsabilidad», expresó el ministro de Economía, Sergio Massa, a través de Twitter, en torno a los argumentos acusatorios que sostiene el Poder Judicial. «Estamos ante un peligroso antecedente para la política, empresarios y aquellos que tienen dependientes», añadió Massa, quien adjuntó el comunicado oficial del Gobierno donde se expresa su posición frente a la situación.