En busca de disputar el modelo de centralización de políticas en el casco urbano de La Plata, desde el Frente de Todos local impulsan la realización del «Concejo itinerante», orientado a llevar las sesiones del Concejo Deliberante a los múltiples barrios de la periferia. La iniciativa apunta a espacios de participación ciudadana y centralidad de la agenda de problemáticas que con el modelo de ciudad fomentado por Julio Garro siempre quedan silenciadas.

Problemas con el servicio de recolección de residuos, la falta de coordinación e inaccesibilidad del transporte público o el vaciamiento de recursos en los varios Centros de Atención Primaria de la Salud, son algunas de las demandas más recurrentes en el extenso territorio del Gran La Plata, y que desde hace años siguen sin encontrar una respuesta del Municipio. Así lo definió la concejal Ana Negrete, del Frente de Todos, quien junto a su par Yanina Lamberti busca abrir la actividad parlamentaria más allá de las diagonales del centro.

«Hacer el Concejo Deliberante Itinerante tiene que ver con que las cuestiones que tratamos en el Concejo no estén alejadas de la realidad de los vecinos y vecinas. Si hacemos el Concejo sesionando en el territorio va a posibilitar que los vecinos y vecinas puedan acercarse y escuchar las discusiones que tenemos. Muchas veces pasa que no hay participación ni repercusión sobre problemas que sufren las personas», expresó Negrete en diálogo con Contexto.

Además de profundizar la participación ciudadana en las discusiones parlamentarias del distrito, la iniciativa busca sentar una agenda que atienda cara a cara las problemáticas que, tanto para la esfera política como mediática, quedan relegadas o silenciadas de la opinión pública local. «Garro deja afuera todas las localidades que componen la ciudad. Juntos no se enteró que tenemos ciudad después de las diagonales. ¡Sin políticas municipales no hay igualdad!», es la consigna que lanzó la concejal en las redes.

En ese marco, desde el Frente de Todos impulsan una serie de proyectos vinculados de manera íntima a las problemáticas que han manifestado los vecinos de cada localidad y que se replican entre sí. Se presentó un proyecto para impulsar la participación ciudadana en las condiciones del pliego del sistema de transporte. Asimismo, los reclamos son constantes sobre la presencia de microbasurales, la falta de obras de bacheo, luminarias, señalización, entre otros.

«Las problemáticas que se dan en los barrios casi siempre son por el mismo motivo, que es la inacción del Gobierno municipal. Desde la limpieza de zanjas, bacheo, la apertura de calles, hasta el servicio de recolección de residuos», dijo Negrete, y agregó: «Tenemos niños y niñas de nuestra ciudad que caminan una hora para tomarse un micro para ir a la escuela. El problema de los centros de salud también es central, hay un montón de deficiencias que tienen que ver con el vaciamiento de la salud primaria».

En esa sintonía, uno de los temas que puso el Frente de Todos en discusión tuvo que ver con el impacto ambiental en la zona de Los Hornos por el desarrollo del mentado reservorio hídrico de esa zona. La concejal Yanina Lamberti impulsa el pedido de informe técnico a la gestión de Garro en materia de efectos en el ambiente, para saber si cuenta con la habilitación correspondiente de Provincia de Buenos Aires. «Debería tenerla ¨[la habilitación] de la Subsecretaría de Recursos Hídricos del Ministerio de Infraestructura de la provincia», señaló Lamberti en diálogo con Contexto.