Desde el Sur de la ciudad, quienes sufrieron la inundación en 2013 en Villa Elvira rechazaron los permisos de obra exprés anunciados por el intendente Julio Garro y advirtieron los peligros de esta medida que consideraron «alarmante» para La Plata.

Al igual que otras organizaciones vecinales, la Asamblea de Villa Elvira manifestó su rechazo a través de un comunicado en el que se refieren a las «medidas desarcertadas de nuestro Intendente» que incentivan «una mal llamada ‘simplificación’ en detrimento de nuestra seguridad y calidad de vida urbana».

«Mayor informalidad, mayor descontrol, mayor ilegalidad», así se refierieron a la medida de Garro de recortar a solo cinco días hábiles la entrega de permisos de obras.

Desde Villa Elvira mostraron un panorama de la situación inmobiliaria y de la construcción actual: «falta de factibilidad hidráulica, de servicios sanitarios, falta de plantas de tratamiento cloacal, redes de agua o cloacas, sin aprobaciones previas, sin pago de derechos de construcción, sin profesionales responsables y con la mayorías de terrenos vendidos a pesar de estas irregularidades, así también con edificios céntricos que padecen problemas con los servicios de infraestructura, cloacas colapsadas desbordando o falta de agua potable».

En este marco, consideran que hoy La Plata está en un «panorama de caos e ilegalidad con un Código de Edificación y de Ordenamiento ‘Urbano’ permisivo y facilitador y una gestión de Planeamiento, Obras Públicas y Obras Particulares ineficientes», por lo que el permiso exprés es una medida de «urgencia inmobiliaria» y un «agravio a la ciudadanía».

«Mientras los inundados denunciados desde el 2 de abril de 2013 el avance desordenado de la construcción en la ciudad como una de las causa de las inundaciones y reclamamos un Proyecto de Crecimiento Estratégico en los barrios de la Ciudad y la urgente derogación del Código de Ordenamiento Urbano y la elaboración de uno nuevo, el intendente Garro quiere beneficiar una vez más la insaciable especulación inmobiliaria», apuntaron.