Desde Casa Rosada, Alberto Fernández distinguió y elogió a científicos argentinos. «Para que seamos una sociedad que avanza necesitamos promover la educación, el conocimiento, el desarrollo científico y tecnológico», sostuvo el Presidente.

Desde el mediodía Alberto Fernández, entrego la distinción como Investigador de la Nación Argentina 2021 al doctor en Física, Daniel Raúl Bes; los premios Houssay, Houssay Trayectoria, y Jorge Sabato; y una distinción a Alberto Kornblihtt, por haber ingresado en la Academia de la Ciencia de Francia.

“Quiero que la Argentina ponga en valor a sus investigadores y a sus científicos”, manifestó el mandatario nacional, junto al ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, y a la titular del Conicet, Ana Franchi.

El Presidente consideró que “el desarrollo de la ciencia y la tecnología es central” y que eso “no se puede hacer con un Estado ausente, el Estado debe estar presente promoviéndolo”.

A su vez, incentivó a los investigadores e investigadoras a “seguir avanzando, seguir construyendo y seguir haciendo de la Argentina un centro de desarrollo científico y tecnológico como la Argentina puede ser, porque la materia prima de la ciencia y la tecnología son los hombres y mujeres educadas, y eso nos sobra”

Por su parte, Filmus apuntó contra aquellas políticas que desalentaron la ciencia, al creer que “que la Argentina es un país demasiado pobre para desarrollar investigación científica tecnológica y desarrollar soberanía en esta área”.

El ministró destacó el rol de la comunidad científica en el marco de la pandemia y resaltó que los distinguidos no solo tienen un compromiso con la ciencia “sino con una mirada de la ciencia al servicio de nuestra gente y al servicio de la soberanía nacional”.

Los premios

Bes fue distinguido con el premio como Houssay Trayectoria y como el Investigador de la Nación Argentina, recibió como premio una medalla de oro y 2.500.000 pesos.

Los premios Houssay en tanto, están destinados a investigadoras y investigadoras menores de 48 que hayan desarrollado la mayoría de su actividad científica en Argentina. Lo recibieron en el área de las Ciencias Sociales, Valeria Luciana Arza; de la Física, Matemática, Ciencias de la Computación y Astronomía, Yanina Fasano (de manera remota desde Alemania); de la Química no biológica, Ciencias de la Tierra, del Agua y de la Atmósfera, Ariel Marcelo Sarotti (de forma virtual desde Santa Fe); y de las Ciencias Biológicas, Natalia Wilke.

Los Houssay a la trayectoria en tanto fueron entregados por el área de las Ciencias Sociales a Dora Estela Celton; de la Física, Matemática, Ciencias de la Computación y Astronomía a Daniel Raúl Bes; de la Química no biológica, Ciencias de la Tierra, del Agua y de la Atmósfera a Alejandro César Olivieri (de forma virtual desde Córdoba), y de las Ciencias Biológicas a María Isabel Colombo.

La distinción Jorge Sabato es para cientificos y cientificas «que cuenten con un historial sobresaliente en transferencia y desarrollo tecnológico con impacto económico y productivo en sectores estratégicos del país». En esta oportunidad, la ganadora fue Silvia Nair Goyanes, que se desempeña en el área de Física, Matemática, Ciencias de la Computación y Astronomía.

Asimismo, fue reconocido Alberto Kornblihtt, por haber ingresado en la Academia de la Ciencia de Francia.

“Se cumple el bicentenario del nacimiento de Luis Pasteur, que era miembro de esa Academia, y fue el primero en ejercer la vacunación en humanos de forma sistemática, contra la rabia. Cuando se popularizó esa vacunación, la gente golpeaba la puerta de su laboratorio en la Escuela Normal Superior de París para vacunarse. Mi mensaje es, por favor, vacunense”, dijo Kornblihtt, que es licenciado en Ciencias Biológicas, doctor en Ciencias Químicas de la UBA y posdoctorado en la Universidad de Oxford (1981-84), y actualmente es profesor en la UBA e investigador superior del CONICET.