La industria continúa la recuperación en el año luego del parate económico que implicó durante 2020 la pandemia. En julio alcanzó el mayor nivel de utilización de su capacidad instalada para ese mes desde 2017, al registrar un 64,1 %. 

Según los datos difundidos por el INDEC, once de los doce sectores relevados tuvieron un incremento en términos interanuales. El promedio general del 64,1 % ubicó julio de este año 7,3 % arriba del mismo mes del año pasado. 

El nivel de utilización de la capacidad instalada de la industria del séptimo mes del año fue ocho décimas menor al registrado el mes anterior. Sin embargo, junio fue uno de los mejores meses para el sector cuando, en términos de producción, la industria tuvo un salto del 10,5 %, por encima incluso de lo proyectado por el Gobierno. 

En la medición de julio, los bloques sectoriales que resaltaron por su desempeño por encima del nivel general fueron industrias metálicas básicas (81,0 %), papel y cartón (77,7 %), productos minerales no metálicos (77,2 %), refinación del petróleo (72,1 %) y sustancias y productos químicos (70,2 %). 

Industrias metálicas básicas junto con metalmecánica excepto automotores (54,8 %) fueron las de mayor incidencia positiva. En el primer caso, fue el salto en la producción de acero crudo el que impulsó la medición. «Según datos de la Cámara Argentina del Acero, se observa un incremento interanual de 32,2 % en la producción de acero crudo en el mes de referencia», detalla el informe. En el segundo caso, el crecimiento interanual de la producción de maquinaria agropecuaria y aparatos de uso doméstico determinó el mayor nivel de actividad en el sector. 

El INDEC detalló también que la industria automotriz «muestra un nivel de utilización de la capacidad instalada de 41,1 %, superior al de julio de 2020 (29,8 %), debido a la mayor cantidad de unidades fabricadas por las terminales automotrices». 

El sector alimenticio, por su parte, registró una utilización del 62,2 % de su capacidad instalada, por encima del 59,5 % del mismo mes del año pasado. En ese bloque, el organismo destacó el crecimiento en molienda de oleaginosas, el incremento de la producción de la industria láctea, la mayor elaboración de productos de confitería y chocolate y el incremento en el nivel de utilización de las plantas de aguas y gaseosas. 

La medición de julio de 2021 fue la mejor para ese mes en cuatro años. En los períodos anteriores, julio había registrado nieves del 56,8 % (2020), 58,7 % (2019), 60,1 % (2018), mientras que en 2017 había llegado al 65,1 %.