El Ministerio de Trabajo de la Nación señaló este viernes a la gestión de Mauricio Macri por el aumento del trabajo informal durante su Administración, en contraposición con el crecimiento que había mostrado el empleo registrado en el período anterior.

Según la cartera que conduce Claudio Moroni, entre 2011 y 2015 se crearon cerca de 370.000 empleos asalariados registrados, poco menos de 60.000 puestos de trabajo no registrado y otros 300.000 trabajos no asalariados (cuenta propia). 

En contraposición, los cuatro años siguientes la relación fue inversa: al cerrar el período 2016-2019 había casi 4.000 empleos formales menos, más de 300.000 empleos informales y casi 600.000 cuentapropistas. 

«La única inserción digna para las y los trabajadores es con empleo asalariado registrado. La caída del empleo verificada entre 2019 y 2021 está absolutamente atravesada por la irrupción de la pandemia, que afectó tanto al empleo de Argentina como al del resto de los países», señalaron desde el Ministerio. 

Además, remarcaron que, a pesar de la baja registrada desde el comienzo de la pandemia, «ha sido muy inferior a la verificada en la mayoría de los países de la región». Con una caída de dos puntos porcentuales entre el último trimestre de 2019 y el primer trimestre de 2021, Argentina se ubica por encima de países como México (-5 %), Perú (-6 %), Brasil (-9 %), Chile y Colombia (-10 %). 

Días atrás, el ministro Claudio Moroni había dicho en declaraciones radiales que «estamos en un franco proceso de recuperación del empleo, pero aún falta. Los sectores que más están recuperándose son construcción, la industria manufacturera, servicios de logística e informática», y auguró para diciembre una «recuperación total» de los puestos de trabajo perdidos durante la pandemia. 

A fines de este mes, por otro lado, volverá a reunirse el Consejo del Salario para discutir una nueva ampliación en la negociación del salario mínimo, vital y móvil, que en abril pasado había cerrado con un aumento del 35 % escalonado hasta febrero que llevaría el monto por encima de los 29.000 pesos. El aumento generalizado de precios que se vio en la primera parte del año, sin embargo, llevó a adelantar la convocatoria para este mes, donde se espera el anuncio de un nuevo aumento que podría ser de unos diez puntos porcentuales, con los que buscarían que el acuerdo termine por encima de la inflación.