Mientras el índice epidemiológico experimenta una leve curva descendente desde la implementación de medidas preventivas por parte del gobierno, en la ciudad de La Plata se mantiene la alerta ante la falta de políticas públicas locales para morigerar el impacto sanitario y social de la covid-19. Al mismo tiempo que el intendente Julio Garro pone el foco mediático sobre medidas de auxilio como la eximición fiscal a comercios, desde la oposición local denuncian que no solo no se ha cumplido ese punto, sino que el resto de las demandas siguen sin ser atendidas.

En las últimas horas, el referente platense de Juntos por el Cambio se refirió al «alivio fiscal» para el sector productivo local, que formó parte de la serie de reclamos presentados semanas atrás por la diputada del Frente de Todos Florencia Saintout en la reunión que mantuvo con el mandatario. No obstante, el restante conjunto de propuestas presentado por la legisladora –en coordinación con los comités barriales– no ha recibido respuesta.

Durante el encuentro, desde el Frente de Todos se reiteró la importancia de abordar integralmente la delicada situación que atraviesa la capital bonaerense y se insistió con una serie de demandas que habían sido planteadas en la primera reunión, que se llevó a cabo la primera semana de abril de este año.

«Ante varias consultas, hoy pudimos corroborar que aún no se ha resuelto ninguna medida de eximición de tasas, sino que el intendente ha enviado al Concejo Deliberante un proyecto similar al que presentó el Frente De Todos hace más de 10 días. No es momento para falsas promesas», señaló Saintout este lunes a través de sus redes sociales.

El comentario de la diputada bonaerense fue en referencia a la última reunión que Garro mantuvo con el Comité de Crisis, donde dijo haber «elevado el paquete de ayuda para su tratamiento en el Concejo Deliberante», con el objetivo de «eximir a miles de comerciantes del pago de distintas tasas». «Son medidas de alivio para mitigar el impacto de las restricciones», había expresado Garro.

Lo cierto es que la insistencia del jefe comunal en poner el foco en lo que él llamó «pandemia económica-social» –por la que responsabiliza a las medidas de restricciones– sobre comerciantes y «emprendedores» deja al descubierto la falta de respuestas para la delicada situación que se vive más allá del microcentro platense, donde el Municipio brilla por su ausencia.

Al mismo tiempo, la falta de planificación de controles se manifiesta en los desbordes de plazas, parques y el corredor gastronómico de La Plata, donde se vuelve evidente la aglomeración de personas, e incluso las reuniones por fuera del horario habilitado.

«Coincidimos en la necesidad urgente de hacer cumplir las medidas establecidas para el AMBA, y continuar con la campaña de vacunación. Le pedimos a Julio Garro que redoble los esfuerzos para controlar la circulación de personas», expresó la concejal del Frente de Todos platense Yanina Lamberti, quien mantuvo una reunión virtual este lunes junto a otros ediles, legisladores y consejeros y consejeras escolares de la provincia.

«De ninguna manera podemos darnos el lujo de repetir escenas de desborde en plazas, parques y locales gastronómicos como hemos visto en esta ciudad. El intendente Garro debe hacer uso de las facultades que la Provincia les brindó a los municipios, controlar la normativa y asistir a los más castigados», expresó Florencia Saintout, y agregó: «Es pública la ausencia municipal en zonas de alta circulación. Puntualmente en Plaza Malvinas, las cervecerías repletas de gente después de las 19 horas. Recién el sábado hubo algo de presencia. No puede pasar. Hay que cumplir estrictamente las resoluciones provinciales».

Mientras, el resto de propuestas presentadas por el Frente de Todos y las organizaciones que integran los comités siguen sin ponerse en marcha. Durante la reunión mantenida con Saintout, se le pidió al jefe comunal, entre otros puntos, disponer un centro de atención covid-19 de complejidad intermedia y abocar entre cinco y diez Centros de Atención Primaria de la Salud (CAPS) para atender episodios con hisopados o primera evaluación.

Además, se solicitó «distribuir con equidad el nuevo fondo de ayuda para la cultura y el turismo anunciado por Axel Kicillof, priorizando los proyectos independientes y autogestivos», así como «aliviar el uso de colectivos hacia las zonas de alta demanda, con un esquema de transporte seguro en articulación con los transportistas escolares que ahora están sin trabajo».

«No es cierto lo que el intendente manifestó en medios sobre que en La Plata solo el 15 % de los alumnos se maneja en transporte público. En las semanas de abril con clases presenciales, más de 30.000 estudiantes entre primaria y secundaria se movilizaron por día en transporte público. Eso sumado a los y las docentes», remarcó Saintout.

Otro de los puntos fuertes que todavía es ignorado por la Comuna es la inclusión de la comunidad docente a participar del Comité de Crisis central para realizar el seguimiento y la utilización del Fondo Educativo de este año y revisar el destino de los fondos de 2020. Por último, se hizo hincapié en el acompañamiento y apoyo alimentario a familias aisladas y se exigió que se ponga a disposición un número telefónico público donde solicitar la asistencia.