El gobierno difundió datos auspiciosos sobre el nivel de recaudación del aporte solidario y extraordinario que el Congreso aprobó en diciembre de 2020 para paliar los efectos de la pandemia. Funcionarios y legisladores nacionales celebraron los 223.000 millones de pesos provenientes del pago del aporte por única vez por parte de las personas con patrimonios superiores a 200 millones de pesos -alrededor de 10.000 contribuyentes-, según datos preliminares que informó la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

«La mayoría de los contribuyentes alcanzados por el aporte solidario y extraordinario cumplieron con su obligación. Los recursos generados serán fundamentales para hacer frente a las urgencias sanitarias y económicas que nos impone la pandemia», afirmó la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont.

Según los cálculos iniciales de las y los legisladores que dieron impulso a la ley, preveían recaudar 300.000 millones de pesos, de modo que alrededor del 80 % del universo total de contribuyentes cumplieron con sus obligaciones.

Con respecto a aquellos contribuyentes con patrimonios superiores a los 200 millones de pesos que no presentaron las declaraciones juradas, la AFIP indicó que comenzó las fiscalizaciones en todo el país para analizar el patrimonio de las personas incumplidoras por un plazo de 150 días.

Desde el ámbito legislativo, el diputado Leopoldo Moreau destacó que la recaudación obtenida «irá a la compra de vacunas y elementos esenciales en la lucha contra la pandemia». Y agregó que «también se destinarán recursos a apoyar micro, pequeñas y medianas empresas, inversiones en barrios populares, becas del plan Progresar e inversiones en la producción y desarrollo del gas natural».

Por su parte, la diputada y economista Fernanda Vallejos remarcó que, en medio de «esta trágica crisis sanitaria y social, distribuir los esfuerzos dentro de la comunidad, conforme a la capacidad de cada uno, es un valor fundamental». Y completó: «Es sobre estos pilares que debemos construir una sociedad más justa, igualitaria y solidaria. Una sociedad mejor».

La vicepresidenta del bloque, Cecilia Moreau, subrayó que «al menos 10.000 personas pagaron el aporte solidario y extraordinario». Y añadió: «Un momento excepcional requiere medidas excepcionales».

En la provincia de Buenos Aires, en tanto, la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, dijo que «a tan solo cuatro meses de su reglamentación, el aporte extraordinario generó ingresos por más de 223.000 millones de pesos». Y agradeció al presidente del bloque, Máximo Kirchner, por impulsar la iniciativa.

Por último, el viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, dijo que el aporte extraordinario «nos hace un país mejor, más justo e igualitario». Agregó que «el 80 % de las personas alcanzadas cumplió la ley y la recaudación de 223.000 millones de pesos será para sectores afectados por la pandemia. Esta medida, su cumplimento y el compromiso del pueblo, me alegra y enorgullece».