Axel Kicillof encabezó este lunes un acto en Ezeiza para la habilitación de un nuevo parque industrial en el municipio de la zona sur del conurbano. Allí se refirió a la producción como «el futuro» tras la segunda ola y apuntó contra la gestión de María Eugenia Vidal y Mauricio Macri.

Acompañado por el ministro de Producción, Augusto Costa, y el intendente Alejandro Granados, el gobernador encabezó la entrega del acta de habilitación definitiva del parque industrial de Ezeiza y de la inauguración de una nueva fábrica de equipos electrónicos que brindará trabajo a 150 personas.

Kicillof destacó que este avance «forma parte de una política de Estado que busca la expansión y regularización de los parques industriales en la provincia de Buenos Aires». En ese sentido, celebró que «a pesar de la pandemia, ya hemos recibido doce nuevos proyectos, porque estamos convencidos de que la industria no necesita un milagro sino el trabajo conjunto entre los trabajadores, los empresarios y el Estado».

«No es cierto que el empresario sea un especulador y un parásito. Lo que necesitamos es producción y trabajo. Y para eso necesitamos a la empresa privada. Eso sí, con reglas claras de nuestro lado y del otro», sostuvo.

«Necesitamos al buen empresario argentino que genera rentabilidad y no se la lleva a Panamá, como hicieron los tránsfugas que se fueron», cuestionó en referencia a los empresarios y funcionarios que aparecieron en los denominados Panamá Papers.

Kicillof destacó que «en plena segunda ola estamos trabajando en esas cosas que van a marcar nuestro futuro». En ese sentido, ratificó el crecimiento a pesar de la pandemia y lo comparó con la anterior gestión. «Venimos de una época en donde la premisa era el diálogo y el consenso. No alcanza con eso. Antes se dialogaba y se consensuaba, palmadita y a fundirse», apuntó.

Según detallaron desde Provincia, el parque industrial cuenta con un ingreso diario de 7.000 vehículos y 11.000 personas entre proveedores y trabajadores de las 116 empresas allí radicadas. Lago Electromecánica se sumó a esta nómina, con una planta de 150 personas para la producción de sistemas eléctricos.

«La habilitación definitiva del parque muestra la vocación de la provincia por generar oportunidades y resolver muchos problemas a partir de la articulación con los municipios, los trabajadores y los empresarios industriales», manifestó el ministro Costa. «Esta política de apoyo a la producción ayuda a generar las condiciones de mayor competitividad y sinergia entre las empresas», agregó.