En un fallo emitido este martes 23 de marzo, el Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil reconoció que el exjuez Sergio Moro actuó de forma parcial en la causa contra Luiz Inácio Lula da Silva.

En su fallo anuló la condena contra el expresidente y se espera que a fines de marzo anule todas las otras condenas en su contra.

Las grabaciones que se filtraron de conversaciones telefónicas entre el entonces juez y el fiscal Deltan Dallagnol revelaron que era el magistrado quien dirigía la investigación contra Lula y le indicaba al fiscal cómo avanzar en la causa, lo que demostró que Moro tenía una conducta totalmente tendenciosa contra el líder del Partido de los Trabajadores (PT).

Con su proceder, Moro se transformó en el máximo exponente de la persecución política que se desarrolla a través de los medios y el Poder Judicial contra los líderes populares de la región.

Moro condenó a Lula por «hechos indeterminados», lo encarceló y lo sacó de la carrera hacia la presidencia de Brasil, lo que permitió el triunfo del ultraderechista Jair Bolsonaro. Tras ganar las elecciones, Bolsonaro lo nombró como ministro de Justicia.

Según señaló la agencia de noticias Télam, el jurista Pedro Serrano, el constitucionalista más respetado de Brasil, dijo que «no hay que bajar la guardia porque podría ocurrir de todo en este país», y que el Poder Judicial debe recuperar su credibilidad y trabajar por la «verdad y la Constitución».

Según Serrano, «se descubrió que Lava Jato fue el eje de una operación política que alteró las elecciones de 2018». La causa Lava Jato puso en el centro de la escena a la megaempresa brasilera Odebrecht, que se había transformado en un competidor molesto para las empresas norteamericanas.

Conflictos con Bolsonaro llevaron a que Moro se alejase de la cartera de Justicia brasilera. Luego de ello, se transformó en socio del estudio jurídico norteamericano Álvarez & Marsal, que es, casualmente, el que administra la quiebra de Odebrecht. Al conocerse el fallo del STF, Lula comentó en Twitter: «esperamos que el juicio realizado hoy por la Corte Suprema sirva de guía para que todos y cada uno de los ciudadanos tengan derecho a un juicio justo, imparcial e independiente, garantizado por la Constitución de la República».

A continuación, un video (grabado en 2020) en el que explicamos cómo funciona la persecución judicial: