En la previa a la movilización nacional a los tribunales de todo el país en reclamo de justicia, el presidente Alberto Fernández recibió a la madre y el padre de Úrsula Bahillo, la joven de dieciocho años asesinada el 8 de febrero en el distrito bonaerense de Rojas. El jefe de Estado se reunió en su despacho de Casa Rosada con Patricia Nasutti y Adolfo Bahillo y ratificó el acompañamiento y pedido de resolución inmediata del caso, cuyo principal acusado es la expareja de Bahillo, Matías Ezequiel Martínez, efectivo de la Policía bonaerense.

Minutos antes de las 16 hs, Nasutti y Bahillo fueron recibidos en Balcarce 50, adonde también concurrieron las titulares de las carteras ministeriales de Justicia y Derechos Humanos, Marcela Losardo; de Seguridad, Sabina Frederic; y de Mujeres, Elizabeth Gómez Alcorta. Minutos previos al encuentro, el propio Fernández envió una carta a los gobernadores en la que los convocó a trabajar por una «Argentina unida contra las violencias de género».

«Me voy contenta a pesar de la tristeza que tiene mi alma», fueron las primeras declaraciones de Nasutti tras finalizar la reunión con el presidente y las ministras. «Fuimos muy bien escuchados. Hicimos el pedido que como mamá y como papá necesitamos ser escuchados para que la Justicia cambie y para que no haya más otra Úrsula», expresó la madre, quien informó que el propio Fernández iría de manera personal a su casa dentro de dos semanas.

La marcha pidiendo justicia por Úrsula en el centro platense. Foto: Eva Cabrera.

«Es una persona humana, como persona católica, Alberto Fernández me escuchó, y como mamá me voy totalmente contenta, a pesar de la tristeza que tiene mi alma, de lo que el presidente se ha comprometido con nosotros y de la visita que va a hacer a la localidad de Rojas», señaló la madre de Úrsula, luego de la reunión que se extendió durante casi dos horas.

En tanto, tras la convocatoria impulsada desde el colectivo Ni Una Menos, miles de mujeres marcharon hacia los Tribunales de distintas provincias del país para hacer oír una vez más el pedido de justicia por la joven asesinada en Rojas, al que se sumó el pedido de aparición con vida de Ivana Módica, desparecida el jueves pasado en la zona cordobesa de La Falda. A su vez, se plegó también el pedido de justicia por Mirna Elizabeth Palma, de 44 años, asesinada en Formosa por un policía retirado; y por un feminicidio doble ocurrido en Santiago del Estero. Todos estos casos ocurrieron el martes último.

En la ciudad de La Plata, organizaciones feministas y del colectivo de la diversidad, mujeres, trans, travestis y no binaries tanto de la capital bonaerense como de Berisso y Ensenada marcharon también hacia Tribunales y al palacio de Gobernación. De la movilización participaron figuras como la propia ministra de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual de la provincia de Buenos Aires, Estela Díaz, y la legisladora bonaerense del Frente de Todos Florencia Saintout.

Estela Díaz y Florencia Saintout. Foto: Eva Cabrera.

Cabe destacar que durante el último fin de semana, el presidente anunció la creación del Consejo Federal para el Abordaje de Femicidios, Travesticidios y Transfemicidios (que estará integrado por los tres poderes del Estado) y reafirmó la «convicción» del gobierno de «dar respuesta ante los hechos de violencia extrema» en contra de las mujeres y el colectivo LGBTIQ+.