Ante la prolongación del impacto de la pandemia sobre la actividad, el Gabinete Económico encabezado por el ministro Martín Guzmán resolvió continuar con el Programa de Asistencia al Trabajo y la Producción (ATP), centrado en los sectores más críticos, a través de tres ejes: pago de salarios, eximición de contribuciones patronales y créditos a tasas subsidiadas.

La inscripción para la nueva etapa del programa con el que el gobierno auxilia a las empresas durante la pandemia se realizará en los últimos días de octubre, de modo que los trabajadores beneficiados puedan cobrar sus haberes durante noviembre.

El anuncio del Ministerio de Economía fue uno de los temas de la reunión de los funcionarios del Gabinete Económico. Allí analizaron la dinámica económica en el contexto de la pandemia, las medidas en marcha y la situación fiscal, en un contexto de tensión cambiaria por la brecha entre el dólar oficial y los financieros, que ayer volvió a ampliarse.

Tras la reunión, Guzmán destacó el alcance del ATP. «El ATP ha sido y es una herramienta fundamental para reducir el impacto sobre la actividad productiva, sostener el trabajo y acompañar a las empresas en este duro contexto. Definimos una nueva ronda para seguir protegiendo el saber hacer de la economía y tener bases sólidas que propicien un mejor horizonte de recuperación».

La situación fiscal y las políticas públicas para dinamizar la actividad productiva fueron otros de los ejes de la reunión. Guzmán aseguró que «hay un fino corredor sobre el cual tiene que transitar el sendero fiscal, y el Presupuesto 2021 es el primer paso para la recuperación, porque es la hoja de ruta que marca el rumbo de la economía». En la Cámara de Diputados, el oficialismo busca mañana darle dictamen al proyecto de Presupuesto con el fin de tratarlo en el recinto la semana próxima.

Guzmán agregó que «la fuerte reducción del déficit fiscal y la redefinición de las partidas de gasto responden a la búsqueda de un programa fiscal consistente».

Del encuentro, que se realizó en el Palacio de Hacienda, participaron la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco; el ministro de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, Claudio Moroni; el presidente del BCRA, Miguel Pesce; la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, y los secretarios de Hacienda, Raúl Rigo, y de Política Económica, Haroldo Montagu.

El ATP 5, correspondiente al pago de los salarios devengados durante el mes de agosto, alcanzó 150.000 empresas y un millón y medio de trabajadoras y trabajadores. El 99 % de las empresas que han participado en el programa son pymes. El ATP 6, en tanto, sumó sectores críticos, como elaboración de vinos, fabricación de accesorios y confección de prendas de vestir de cuero, servicios de hangares y estacionamiento de aeronaves y servicios para la aeronavegación, entre otros.

En un comunicado, AFIP indicó que el Estado lleva invertidos cerca de 194.000 millones de pesos en el Programa ATP para sostener los puestos de trabajo del sector privado.