El presidente Alberto Fernández ratificó ayer la expropiación de Vicentin. «La expropiación es la herramienta para poder rescatar la empresa, no hay otro modo», afirmó el mandatario. También rechazó el pedido del CEO de la empresa, Sergio Nardelli, de no expropiación. «Lo que ellos proponen es que el Estado ingrese a la empresa sin expropiación. Lo que pasa es que eso supone un ‘acuerdo’ con empresarios que están muy salpicados. Y eso es muy poco transparente», agregó Fernández.

«Ellos saben [por Vicentin] que no tienen aire y que solo el Estado puede socorrerlos. Pero quieren ‘acordar’ con el Estado porque temen que después de una expropiación queden débiles frente a las acusaciones que existen por sus manejos», amplió en una entrevista a la periodista Cynthia García.

Así, reiteró el camino que seguirá el gobierno nacional para «rescatar» a la empresa agroexportadora, ya intervenida, sumida en una profunda crisis, en concurso de acreedores y con deudas millonarias.

Fernández volvió a hablar del tema por la tarde, durante su discurso en La Rioja, donde fue recibido por el gobernador Ricardo Quintela en el marco su agenda federal, que semanalmente lo lleva a distintos distritos del país. Dedicó su mensaje mayormente a reafirmar la posición del gobierno. Fue tras la reinauguración de una empresa textil y antes de suspender su visita a Catamarca debido al caso positivo de COVID-19 de Martín Insaurralde, intendente de Lomas de Zamora, quien había estado en contacto con el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, miembro de la comitiva que acompañó a Fernández al noroeste argentino.

«Creo firmemente en el compromiso empresario, como también en un Estado presente, que no deje todo librado al mercado, y en la necesidad de garantizar que industrias y actividades tan importantes como la actividad cerealera sigan estando en manos argentinas», sostuvo. Agregó que su gestión no va a dejar que «alguna empresa fenezca porque no ha sido bien manejada o porque tal vez la coyuntura la puso en una situación difícil».

«Estamos rescatando una empresa importante, no estamos quitándole la empresa a nadie. Y la historia muestra que, frente a la pandemia, la importancia del capital propio gestionando la economía es muy importante. Vayan y vean lo que hace Alemania, lo que hace cualquier país europeo a la hora de rescatar sus empresas. Que no nos confundan más», reforzó.

Suspensión del viaje a Catamarca y protocolo de prevención

Tras conocerse el contagio de Insaurralde, Fernández suspendió su viaje a Catamarca, única provincia que no registra casos, ya que se activó un protocolo de prevención para toda la comitiva que lo acompañaba. En tanto, el ministro Arroyo se sometió a un hisopado e inició un protocolo de aislamiento hasta conocer el resultado de la prueba.

«Queridos catamarqueños y catamarqueñas, yo estoy aquí en La Rioja, a punto de despegar para Catamarca, cuando nos enteramos que un querido amigo nuestro, Martín Insaurralde, se ha contagiado de coronavirus. Hace unos días atrás estuvo Daniel Arroyo con él y el riesgo del contagio existe», reconoció el presidente en un video que difundió antes de cancelar la segunda parte del viaje. Y explicó que su decisión busca «preservar la salud y la vida de los catamarqueños».