El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, inauguró este jueves un centro dedicado a la atención del COVID-19 en la localidad de Pilar. Allí podrán asistir pacientes con síntomas para su diagnóstico y tratamiento.

«La cuestión del coronavirus implica una atención rápida y un diagnóstico diferencial, identificar los casos y evitar así los contagios mientras se atiende al paciente», afirmó el gobernador durante la inauguración, junto con el ministro de Salud de la provincia, Daniel Gollan, el viceministro, Nicolás Kreplak, y el intendente, Federico Achaval.

«Se está viendo en todo el mundo que la acción del Estado por un lado y la acción solidaria es lo que permite atender de la manera más efectiva esta pandemia», añadió Kicillof.

El centro de atención, cuyas instalaciones eran para otros fines pero se readecuaron ante la emergencia, se construyó en «tiempo récord», señaló Kicillof. Destacó el trabajo del personal médico y de enfermería y añadió que se ha «duplicado y en algunos casos triplicado la capacidad de atención en los municipios». Remarcó también el trabajo de coordinación con el gobierno nacional y los municipios.

Desde el Ministerio de Salud informaron que sumarán más de 3.700 profesionales de la salud, además de voluntarias y voluntarios para fortalecer los recursos humanos del sistema sanitario. Señalaron que «se contratarán en forma temporaria 2.000 enfermeras/os, 500 médicas/os terapistas de adultos y pediátricos, 100 médicas/os clínicos de adultos y pediátricos, 500 médicas/os generalistas, 500 licenciadas/os en kinesiología, 80 bioquímicas/os, 80 psicólogas/os y trabajadores/as sociales y 20 infectólogas/os».

Gollan, por su parte, afirmó que están dispuestos «todos los recursos del Estado para afrontar esta crisis. Estamos a tiempo y estamos actuando fuertemente», aseguró.

«Es un centro exclusivo de diagnóstico de COVID-19 que permitirá ampliar la capacidad de respuesta ante las consultas y que evita que se entre en contacto con pacientes de otras afecciones», dijo por su parte Achaval. «Allí se derivará a las personas según la criticidad de su cuadro médico», completó.

Hasta ayer por la tarde, según datos oficiales, se reportaron en Argentina 502 casos de infectados, 8 muertos y 63 recuperados. Durante el miércoles, las autoridades sanitarias confirmaron otros 117 nuevos casos, la cifra más alta hasta el momento. De esos 117, treinta son en la provincia de Buenos Aires, el distrito de mayor número.