El Ministerio de Economía que conduce Martín Guzmán decidió reperfilar unilateralmente el bono dual AF20 que vence el próximo jueves, luego de que un 10% de los tenedores, la mayoría del mercado doméstico, aceptara el canje que ofreció el gobierno por otro título. 

«El pasado 3 de febrero, el Ministerio de Economía ofreció un canje que tuvo una adhesión cercana al 10 por ciento. El canje buscó cambiar el perfil de este bono insostenible por otro que fuese sostenible. Hubo cooperación de tenedores locales pero no hubo cooperación por parte de un grupo de fondos extranjeros que poseen la mayor tenencia del instrumento», indicaron en un comunicado desde la cartera económica, y cuestionaron la actitud de esos fondos internacionales. 

«Hubo cooperación de tenedores locales pero no hubo cooperación por parte de un grupo de fondos extranjeros que poseen la mayor tenencia del instrumento»

«El bono AF20 fue emitido el 13 de julio de 2018, en el contexto de lo que ya era una profunda crisis económica, cambiaria y de deuda, atando potencialmente los pagos del bono a la evolución del dólar, que es lo que establece el componente dólar linked de este bono dual», explicaron. 

En esa línea, remarcaron que, a pesar de estar atado a la cotización del dólar, «lo que expresaron tales fondos es que para ellos este instrumento es un bono en dólares, y que solo estarían dispuestos a recibir otro similar atado al dólar a un plazo muy corto, lo que este gobierno considera incompatible con la estrategia integral de restauración de la sostenibilidad de la deuda». 

«Este gobierno no va a aceptar que la sociedad argentina quede rehén de los mercados financieros internacionales, ni va a favorecer la especulación por sobre el bienestar de la gente», criticaron desde el Ministerio de Economía. 

También destacaron que «quien participó del canje posee ahora una tenencia sostenible, mientras que a los tenedores que decidieron no cooperar les tocará esperar». La cancelación del capital de la deuda sería, en principio, el 30 de septiembre, fecha en que se espera que la renegociación de la deuda en dólares esté encaminada. 

«Al igual que con la deuda en dólares, se pagarán los intereses al vencimiento, mientras que la amortización será postergada, en esta instancia hasta el 30 de septiembre del corriente año, de modo de poder contar con más tiempo para poder reestructurar este bono de una forma consistente con el resto de la reestructuración de la deuda externa», dijeron las autoridades de Economía en el comunicado. 

«La lógica que subyace a esta decisión es sencilla: quien trató al AF20 dual como un bono en dólares recibirá el tratamiento que se le está dando a la deuda en dólares, mientras que quien lo trató o busque tratarlo en el futuro como un bono en pesos, recibirá un tratamiento consistente con el objetivo de reconstruir una curva sostenible de rendimientos en pesos», añadieron. 

«Este gobierno no va a aceptar que la sociedad argentina quede rehén de los mercados financieros internacionales»

Más allá de la postergación de la cancelación del capital, el gobierno anunció que seguirá pagando los intereses del bono y que a las personas humanas con tenencias inferiores a los 20.000 dólares no se les postergará el pago. 

En el marco de las duras negociaciones que lleva adelante el gobierno para reestructurar la deuda, el ministro Guzmán se presentará este miércoles en el Congreso de la Nación para responder inquietudes de los legisladores sobre el proceso de renegociación para la sostenibilidad de la deuda.