Hoy se cumplen cuatro años de la detención de Milagro Sala. Por este motivo, el Comité por la Libertad de Milagro Sala convocó a un acto a las 11 hs en el Obelisco para pedir la libertad de la dirigente social, quien se encuentra en prisión domiciliaria en la provincia norteña. El acto concluye un acampe que se realiza en las inmediaciones del Obelisco desde ayer.

Desde el Comité advirtieron que la detención de la líder social es «injusta y arbitraria» y se produjo en el marco de una «feroz persecución contra la organización Tupac Amaru llevada adelante por el Poder Ejecutivo y el Poder Judicial jujeños».

La organización remarcó que la persecución contra líderes sociales fue una constante durante los cuatro años de gobierno de Mauricio Macri, situación que en Jujuy se vivió con crudeza por el hostigamiento del gobierno provincial contra la Tupac Amaru y su trabajo territorial.

«A lo largo de todo este tiempo distintos organismos internacionales de Derechos Humanos observaron que la persecución a Milagro Sala y el resto de las y los compañeros de la Tupac Amaru era una persecución fundada en motivos políticos. Sin embargo, el gobernador Gerardo Morales decidió desoír estas disposiciones y continuó con el hostigamiento de la mano del Poder Judicial», sostuvieron en un comunicado.

Del acto en el centro porteño participarán también organizaciones sociales, políticas y de derechos humanos.

Sala fue detenida en enero de 2016 mientras encabezaba un reclamo en la plaza frente a la Gobernación, pocos días después de la asunción del gobernador radical Gerardo Morales. Actualmente cumple condena en arresto domiciliario, por pedido de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, tras más de novecientos días de cárcel común. La Justicia provincial la condenó en dos causas, de las cuales una sola fue ratificada por la Corte Suprema, por ser la «instigadora» de un escrache contra el gobernador reelecto Gerardo Morales mientras era senador.

La última causa en la que condenaron a Sala, en mayo de 2019, se trató de una denuncia por lesiones que había sido hecha hace trece años, que fue desarchivada, declarada nula la prescripción y llevada a juicio en un tiempo récord de un mes para llegar a una condena de cuatro años.

Días atrás, referentes de organizaciones de derechos humanos tuvieron una reunión con el presidente Alberto Fernández, donde uno de los puntos abordados fue la situación de Milagro Sala. Así lo señaló la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, al salir de esa reunión que se llevó a cabo en Casa Rosada.

En tanto, en declaraciones a los medios en diciembre, Sala se manifestó de acuerdo con las políticas iniciales del gobierno de Fernández. «Alberto me quiere y me respeta, y hay abogados trabajando para ver cómo es la salida», expresó.