Gustavo Demarchi, condenado a prisión perpetua en 2016 por seis crímenes de lesa humanidad cometidos cuando era líder de la Concentración Nacional Universitaria de Mar del Plata en 1975, fue beneficiado por la Justicia y obtuvo la prisión domiciliaria. Los jueces Víctor Bianco y Alfredo Ruiz Paz tomaron la decisión de retirarlo de la Unidad Penitenciaria Nº 34 y que pueda cumplir la condena en su casa.

Demarchi fue penado por ser coautor responsable de los homicidios de Enrique Elizagaray, Guillermo Enrique Videla, Jorge Enrique Videla, Jorge Lisandro Videla y Bernardo Goldemberg, y por la privación ilegítima de la libertad agravada por mediar violencia y el homicidio calificado de María del Carmen Maggi, y por el delito de asociación ilícita.

En esa oportunidad, los delitos cometidos fueron considerados de lesa humanidad y, por lo tanto, con carácter de imprescriptibilidad. Además de Demarchi, exfiscal y candidato a intendente de Mar del Plata, también fueron condenados Mario Durquet y Fernando Otero, quienes pertenecían a la misma organización de ultraderecha ligada a la Alianza Anticomunista Argentina, conocida como Triple A.

Los fiscales de Mar del Plata Daniel Adler, Laura Mazzaferri y María Eugenia Montero exigieron a la Cámara Federal de Casación Penal que revoque el beneficio de la prisión domiciliaria otorgada por el Tribunal Oral Federal de Bianco y Ruiz Paz por considerar que «pone en jaque la seriedad con la que deben sancionarse los crímenes contra la humanidad».

Los representantes del Ministerio Público Fiscal consideran que se trata de una decisión arbitraria, que carece de fundamentos, afecta la garantía del proceso legal y compromete las obligaciones asumidas por el Estado argentino ante la comunidad internacional.

En el pedido señalaron la posibilidad de que pueda cumplir su pena en un establecimiento de salud penitenciario donde se garantice la atención de las patologías diagnosticadas. «Resulta de gravedad institucional que un ex fiscal de la Nación condenado a prisión perpetua por intervenir en el asesinato de seis personas en ejercicio de la función se lo autorice a salir de la prisión y se vaya a la casa porque se le rompió el tendón de Aquiles», destacaron.

Cabe señalar que Demarchi estuvo prófugo de la Justicia durante más de un año y la Cámara Federal de Casación Penal en octubre de 2018 planteó «un real y concreto peligro de fuga». Los organismos de derechos humanos convocaron a una movilización para el miércoles 18 al mediodía en el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata. «Luego realizaremos actividades en torno a las vecinas y vecinos inmediatos, ya que sabemos que va a instalarse en la calle Alvarado 1414», explicaron.

Abuelas de Plaza de Mayo, Madres de Plaza de Mayo, Familiares de Detenidos Desaparecidos, Hijos, Colectivo Faro de la Memoria, Asociación de ex Detenidos Políticos del Sudeste, Asociación Nacional de ex Presos Políticos, Asamblea Permanente por los Derechos Humanos Regional Mar del Plata y la Comisión Provincial por la Memoria firmaron un repudio y convocaron a la concentración.