Por Rocío Cereijo

Tras las elecciones del pasado 27 de octubre, el Concejo Deliberante será reconfigurado y el peso de los ediles del Frente de Todos crecerá a pesar de la reelección de Julio Garro. Diez bancas serán representadas por integrantes del frente ganador en provincia y nación: a Victoria Tolosa Paz, Norberto «Chucho» Gómez, Ana Herrán de Castagneto, Virginia Rodríguez y Cristian Vander se les sumarán Ariel Archanco, Yanina Lamberti, Sabrina Bastida, Guillermo «Nano» Cara y Facundo Albini.

El bloque de Cambiemos quedará integrado por trece concejales: a Ileana Cid (actual presidenta del recinto), Javier Mor Roig, Raúl Abraham, Francesco Arriaga, Julieta Quintero, Claudio Frangul (presidente del bloque oficialista reelecto) y Darío Musto se les agregarán Darío Ganduglia, Verónica Rivas, Nelson Marino, Romina Marascio y Federico Mollá. Además, continuará en su tercer mandato como concejal Gastón Crespo, del unibloque del GEN.

Por el Frente de Todos aún no se aclaró si los ediles pertenecientes al Frente Renovador (Rodríguez y Albini) actuarán en conjunto como un interbloque. En el caso de los oficialistas, Frangul, Rivas y Abraham pertenecen a la Unión Cívica Radical; Mor Roig a la Coalición Cívica y Marino, Ganduglia, Lucha, Musto, Quintero Chasman, Cayón, Marascio, Molla y Cid al PRO.

Dejarán sus bancas Julio Irurueta, Guillermo Ronga, Raquel Krakover, Natalia Vallejos, Florencia Rollié, Fabián Lugli, Luciano Sanguinetti, Pedro Borgini, Gastón Castagneto, Miguel Forte y Lorena Riesgo, que asumirá como senadora de la provincia de Buenos Aires por el Frente de Todos. En sesión preparatoria, presidida por el concejal de mayor edad de la lista triunfante, deberán elegir las autoridades por mayoría simple y votación nominal. 

En relación con la organización, uno de los primeros pasos a seguir es la integración de las comisiones permanentes y especiales, definidas por la presidencia del Concejo Deliberante. El mecanismo de elección no debe dejar de tener en cuenta la proporcionalidad de la representación política. El rol de estas instancias previas a la votación del Concejo es el abordaje de los proyectos que se presentan en función de las temáticas que tratan en su contenido.

Las comisiones permanentes son Legislación Interpretación y Reglamento; Hacienda, Presupuesto y Cuentas; Planeamiento, Urbanismo y Tierras; Transporte y Tránsito; Desarrollo Local, Industria y Producción; Seguridad Pública y Derechos Humanos; Obras y Servicios Públicos; Salud y Medicina Social; Cultura y Educación y Deportes; Medio Ambiente y Calidad de Vida; Turismo y Labor Legislativa (integrada por la autoridad del Concejo y los presidentes de los bloques). Las especiales son Seguimiento de Obras Hídricas; Seguimiento del Fondo Educativo; Único de Ordenamiento Territorial; Políticas Culturales y Local de Tierra y Vivienda. 

El presupuesto asignado para el período 2019 es de 162.999.418 pesos, lo que representa para este año un 2% del total del Poder Ejecutivo. En este monto están contemplados los salarios de los concejales, que en la actualidad son de alrededor de 48 mil pesos (cinco sueldos mínimos, actualmente en 9.673,24 pesos). Además, el personal está integrado por casi quinientos trabajadores (con plantas permanentes y temporarias) que cumplen sus tareas en el Municipio.