Las asambleas de inundados, que vienen advirtiendo la avanzada del intendente Julio Garro sobre el espacio público mediante polémicas ordenanzas y concesiones, fueron este lunes a la Municipalidad de La Plata para presentar ante el Concejo Deliberante sus inquietudes, entre ellas la expropiación de los terrenos de Avenida Antártida y 528.

Los terrenos de Avenida Antártida y 528, que pertenecían a Provincia, fueron privatizados en 2018, a pesar de la negativa de los movimientos asamblearios de la ciudad. La Inmobiliaria Dacal, se hizo con el terreno y el mes pasado ya comenzó con el desmonte del terreno, que los asambleístas de Tolosa y zona Norte, entienden como clave para la absorción de aguas.

“Los espacios verdes son fundamentales para nuestra ciudad, que se caracteriza por los mismos, pero también a que esta ciudad es inundable y todavía no están solucionadas las problemáticas de obras hidráulicas como dice el intendente y aún falta mucho para hacer”, explicó a Contexto, José Rusconi, de la Asamblea Vecinal de Barrio Norte.

Rusconi: “Los espacios verdes son fundamentales para nuestra ciudad, pero también a que esta ciudad es inundable y todavía no están solucionadas las problemáticas de obras hidráulicas como dice el intendente”.

La semana pasada los vecinos llevaron una protesta al terreno y en asamblea decidieron profundizar el plan de lucha: con una presentación en el Concejo Deliberante y una protesta frente a Dacal, el día martes.

Leer también: Tolosa se moviliza contra la desaparición de espacios verdes y reservorios

Sobre la primera medida, los asambleístas proponen que se trate sobre tablas el proyecto de ordenanza para avanzar con la expropiación del lugar. “Queremos que se ponga sobre tablas y que se trate ya”, explicó a Contexto Vanesa Zaffiro, de la Asamblea de Inundados de Tolosa. “Queremos que se expropie el terreno y después que se avance con los que pedimos pidiendo hace un montón: la derogación del Código de Ordenamiento Urbano (COU)”, agregó.

Vale destacar que el mes pasado, mediante un decreto, el jefe comunal Julio Garro introdujo serias modificaciones en el COU, habilitando para proyectos inmobiliarios zonas rurales de La Plata, afectando a 1500 hectáreas. La iniciativa fue fuertemente repudiada tanto por profesionales en la materia, como por las asambleas de inundados.

Leer también: Garro modificó de forma ilegal la planificación urbana de La Plata

Respecto al negocio inmobiliario detrás de los terrenos de Avenida Antártida, las asambleas cargaron contra Dacal. “Es la inmobiliaria que ha cementado esta ciudad, que la convertido en una jungla de cemento, que sabe perfectamente lo que significan esos terrenos, que son importantísimos para los vecinos que han sufrido las inundaciones, que sabe que hay proyectos en la Cámara de Diputados de la Provincia para la expropiación y que también sabe que Garro ha dicho en más de una oportunidad que ahí no se puede construir”, destacó Rusconi.

“Sin embargo, de forma provocativa aparece el día después de las elecciones en horas temprana y empieza a cortar estos árboles. Nosotros lo vemos como una provocación de esta gente, obviamente apañada por las autoridades que no han tomado las precauciones necesarias para que esto no suceda”, agregó.