El equipo técnico del candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, recibió ayer a las doce entidades pymes nucleadas en la Mesa Nacional de Unidad Pyme. La reunión fue un paso más del ganador de las PASO en busca de conformar un pacto social entre Estado, empresarios y sindicatos, como puntapié para salir de la recesión en un eventual gobierno tras el 10 de diciembre.

Los pequeños y medianos empresarios, sector clave para la oferta laboral y la recuperación del mercado interno, expresaron su apoyo a la fórmula, comunicaron sus principales preocupaciones por la crisis económica que los tiene como actores perdedores y, por sobre todo, pidieron tener un espacio en el acuerdo social teniendo en cuenta que son una pieza clave para la recuperación del entramado productivo.

“Valoramos la decisión política del equipo de Alberto de habernos recibido, para ponernos en sintonía. Lo que le dijimos fue que vamos a estar para buscar las soluciones más importantes y necesarias para que las cosas empiecen a caminar”, dijo a Contexto Daniel Moreira, titular de la Asociación Apyme, presente en la reunión.

Las pymes viene sufriendo la recesión económica. Las entidades definieron no estar en condiciones de pagar la «asignación no remunerativa» que hizo el gobierno a fines de septiembre. Advierten que se encuentran en estado de emergencia o “terminal” por la caída del mercado interno, el aumento de las tarifas y las altas tasas para acceder al crédito, entre otro puntos.

En este marco, ayer le pidieron a los economistas del candidato que “la agenda pyme sea una cuestión de Estado, no solo porque damos el 80% del trabajo sino porque rápidamente podemos contribuir a la recuperación”, dijo Moreira. También rescató la “sintonía” entre las partes de cara a lo que viene y el compromiso por parte de los técnicos para consolidar una agenda con “medidas concretas para el sector pyme”.

En un documento que difundió la Mesa Nacional de Unidad Pyme destacaron la voluntad del espacio de “acompañar un nuevo contrato social” que “defienda la industria nacional y el trabajo argentino”.

El pacto social es uno de los principales mensajes de campaña de Alberto Fernández. En el ámbito de los sindicatos, la CTA dio una señal al dar el visto bueno para unificarse a la CGT después de veintiocho años. “Nosotros dimos un signo claro en la unificación del sector productivo”, concluyó Moreira.

Como representantes del sector productivo estuvieron presentes Fundación Pro Tejer; Pymes Sur; Central de Entidades Empresariad Nacionales (CEEN); Frente Productivo Nacional; Asociación de Empresarios Nacionales (ENAC); Industriales Pymes Argentinos (IPA); Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (APYME); Agrupación José Ber Gelbard; Red Inclusiva para la Expansión Laboral (RIEL); Consejo Productivo Nacional (CPN); Comercios Activos; Confederacion General Empresario (CGERA) y Mesa Empresaria, que integran las doce entidades nucleadas en la Mesa Nacional de Unidad Pyme.