La crisis económica que en La Plata incrementó los niveles de pobreza y desempleo también golpea el arte y la cultura. Así lo viven los múltiples centros culturales de la ciudad que ahora alertan sobre la difícil situación que atraviesan, acorralados por la falta de financiación y fomento por parte de la gestión municipal.

Durante la jornada de ayer, representantes de decenas de espacios se presentaron en las puertas del palacio comunal para hacer visible una situación que ya vienen acarreando desde hace rato, en especial desde la llegada del macrismo al poder local, con Julio Garro a la cabeza. Organizados bajo la Red Multicultural de La Plata, los diferentes espacios y entidades manifestaron que «de 100 centros culturales que habían en 2016, hoy solo quedan 63».

«Estamos en estado de emergencia por la crisis. Este viernes se vencen las prórrogas para las habilitaciones a los distintos espacios culturales de La Plata»

«Estamos en estado de emergencia por la crisis. Este viernes se vencen las prórrogas para las habilitaciones a los distintos espacios culturales de La Plata. Queremos que el Ejecutivo local concrete mediante Boletín Oficial la aprobación de otra prórroga para poder protegernos y además regularice los subsidios a los espacios que ya están habilitados», dijo a Contexto Melina Pérez, referente de la Red Multicultural.

Las prórrogas a las que se refiere Pérez son las correspondientes a la Ordenanza Nº 11.301 y el Decreto reglamentario Nº 1376/16, dirigidos a inscripciones y «habilitaciones definitivas y provisorias otorgadas a los espacios culturales alternativos». Estas habilitaciones tuvieron una prórroga anterior el año pasado, cuando la Comuna anunció que acompañarían el desarrollo de los espacios en la entrega de matafuegos, botones antipánico, kits de seguridad. En todo este tiempo no se cumplió con ninguna de esas disposiciones.

«Desde que asumió el gobierno municipal de Garro, los espacios culturales vienen sufriendo dificultades que ponen en riesgo su trabajo y funcionamiento constante en los barrios. Los tarifazos, la inflación, las clausuras, la merma de público en los talleres que allí se brindan o en la taquilla de los espectáculos que se ofrecen, entre otras cosas, hacen peligrar su continuidad brindando servicios a la comunidad», expresaron a través de un comunicado.

«A comienzo del 2016 los espacios de la ciudad ascendían a más de 100. Hoy solo quedan alrededor de 63, los cuales están sobreviviendo ante un Estado que no acompaña»

«A comienzo del 2016 los espacios de la ciudad ascendían a más de 100, funcionando no solo como referentes culturales de destacada trayectoria, sino cumpliendo además el rol de contención social en la capital provincial. Hoy solo quedan alrededor de 63, los cuales están sobreviviendo ante un Estado que no acompaña», manifestaron desde el sector.

La Red Multicultural está integrada por diversas identidades políticas, sociales y de gestión cultural que han funcionado en esquema de Frente para poder consensuar las líneas de acción en conjunto. «Somos más que espacios alternativos, allí estamos las tres coordinadoras de ese sector, está la regional de murgas de la región, hay escuelas de danzas, artistas callejeros, trabajadores de distinta índole», agregó Pérez.