Por Rocío Cereijo
Fotos: Archivo CPM

En el edificio anexo de la Cámara de Senadores de la provincia de Buenos Aires, la Comisión Provincial por la Memoria (CPM) difundió su trabajo sobre lugares de encierro, políticas de seguridad, salud mental y niñez. El informe El sistema de la crueldad XIII da cuenta de algunas de las violaciones a los derechos humanos registradas durante 2018 en estos ámbitos a cargo del gobierno de María Eugenia Vidal.

La mesa de presentación estuvo coordinada por Sandra Raggio e integrada por las madres de la masacre de San Miguel del Monte, Yanina Zarzoso y Gladys Ruiz Díaz; la madre de Elías Soto, víctima de la masacre de Esteban Echeverría, Matilde Rojas; la madre de Sergio Filiberto, víctima de la masacre de la Comisaría Primera de Pergamino, Cristina Gramajo; y por los miembros de la CPM Adolfo Pérez Esquivel, Nora Cortiñas, Dora Barrancos y Roberto Cipriano García. 

Leer también: Un informe reveló 6.300 hechos de tortura en cárceles en 2018 

Raggio celebró los veinte años de trabajo y recordó que en el inicio «estábamos en los momentos de una crisis profunda como consecuencia del momento neoliberal». Tras recordar la labor del expresidente y fiscal federal Hugo Cañón, habló de los principios de la fundación de la comisión y destacó su «plena independencia y autonomía de cualquier gobierno» y su rol como «parte de la democratización del Estado». «Creemos que la democracia es la plena vigencia de los derechos humanos», enfatizó la coordinadora de la mesa ejecutiva. Y remarcó: «La memoria no es pasado, es presente. No hay una memoria que esté desvinculada de las luchas del presente. La memoria es, sobre todo, la expectativa en el futuro».

RAGGIO: «LA MEMORIA NO ES PASADO, ES PRESENTE. NO HAY UNA MEMORIA QUE ESTÉ DESVINCULADA de LAS LUCHAS DEL PRESENTE. LA MEMORIA ES, SOBRE TODO, LA EXPECTATIVA EN EL FUTURO».

Pérez Esquivel señaló que junto a los familiares presentes «somos sobrevivientes del terror pero luchamos para encontrar los caminos de luz y de esperanza para nuestros pueblos». Además, habló de la importancia de la «unidad en la diversidad» y explicó que «la riqueza de los pueblos está en la diversidad y no en la uniformidad». Tras repudiar las políticas represivas de la ministra de seguridad de la nación, Patricia Bullrich, el presidente de la CPM planteó la necesidad de «fortalecer la educación pública y gratuita». Finalmente, propuso «construir una democracia libre de dominaciones» y afirmó: «El próximo gobierno tiene que terminar con esta persecución, con esta situación crítica en las cárceles. Son seres humanos, no son cosas».

PÉREZ ESQUIVEL: «EL PRÓXIMO GOBIERNO TIENE QUE TERMINAR CON ESTA PERSECUCIÓN, CON ESTA SITUACIÓN CRÍTICA EN LAS CÁRCELES. SON SERES HUMANOS, NO SON COSAS».

Cipriano García leyó un extenso documento de denuncia donde repudió la «mano dura» de los últimos cuatro años y «la peor de las gestiones desde el retorno de la democracia», alimentada por los discursos de los medios hegemónicos de comunicación. En relación a este punto, señaló que los funcionarios del gobierno no contestaron los pedidos de información de la CPM o los retrasaron durante años, al contrario de lo que propusieron durante las elecciones. El secretario del organismo denunció que el «Estado asumió la gestión del delito», mediante el uso de la «tortura como práctica sistemática» y, entre otros temas, la «expansión de la intervención de las fuerzas policiales a los conflictos sociales». Respecto de las tres masacres ocurridas durante la gestión de Vidal en manos del accionar policial, recordó que desde la gestión «nunca pidieron perdón a las familias y las ningunearon».

Las mamás de Camila y Danilo, víctimas de la masacre de San Miguel del Monte, agradecieron el acompañamiento legal y la contención de la CPM. Yanina Zarzozo cuestionó: «¿Qué pasó esa noche con los derechos humanos, con la protección integral de los derechos del niño? ¿Qué pasa todos los días? Porque este no es un hecho aislado. Es parte de un Estado que instruye a la Policía de esta forma». Además, agregó: «Es un momento doloroso para los familiares, porque estamos atravesando el duelo y a la vez tenemos que salir a la calle para luchar por justicia. No tenemos otra opción que salir a la calle para pelear». Gladys Ruiz recordó que se cumplieron tres meses del asesinato de los chicos: «Cinco familias la estamos remando día a día. Todos los días tenemos que luchar con nuestros cuerpos, nuestro dolor para seguir adelante».

ZARZOZO: «ES UN MOMENTO DOLOROSO PARA LOS FAMILIARES, PORQUE ESTAMOS ATRAVESANDO EL DUELO Y A LA VEZ TENEMOS QUE SALIR A LA CALLE PARA LUCHAR POR JUSTICIA. NO TENEMOS OTRA OPCIÓN QUE SALIR A LA CALLE PARA PELEAR».

Matilde Rojas, mamá de la víctima de la Masacre de Echeverría Elías Soto, dijo que los familiares y amigos continúan «por el camino de la justicia, porque queremos que nuestros hijos descansen en paz». Respecto de la falta de respuestas por parte de Vidal, señaló: «La gobernadora dijo que nos recibió y nunca fue así». Por su parte, Cristina Gramajo destacó que a dos años y medio comenzará el juicio que investiga la muerte de las siete personas el 2 de marzo de 2017. Respecto de la complicidad civil, repudió la violencia que sufrieron y sufren también por los vecinos de Pergamino, que reproducen el discurso de la doctrina Chocobar. Finalmente, sobre las fuerzas policiales dijo: «Los que estaban ahí decidieron no hacer nada para salvar a los chicos, no dejar actuar a los bomberos. Pudieron haber sido más las víctimas fatales».

Al cierre de la jornada, Nora Cortiñas manifestó: «Vivo agradecida a nuestro pueblo, porque cuando hay que salir a la calle, salimos. Todavía vamos a la plaza para vencer el odio que nos tienen, tenemos que abrazarnos y mirarnos a los ojos. Amor para que este pueblo pueda seguir adelante. Vamos a poder salir de este pozo. Vamos a poder salir adelante». La Madre de Plaza de Mayo señaló que, a pesar de que una parte de la Justicia está «patas para arriba», hay otro sector del Poder Judicial que aún continúa con su labor y que los juicios de lesa humanidad son un ejemplo del camino a seguir. «Hay mucho para hacer, no nos van a vencer con el odio. Acá hay resistencia». Tras invitar a la marcha de cada jueves en Plaza de Mayo, agradeció a los trabajadores de la CPM que «pusieron el cuerpo y habrán sentido que se desgarraban cuando encontraban algo para aportar». Finalmente, alentó a continuar esta labor: «Sigamos revolviendo papeles, sigamos amándonos, porque al monstruo lo vamos a vencer todos juntos y vamos a festejar en la Plaza de Mayo».

NORA CORTIÑAS: «SIGAMOS REVOLVIENDO PAPELES, SIGAMOS AMÁNDONOS, PORQUE AL MONSTRUO LO VAMOS A VENCER TODOS JUNTOS Y VAMOS A FESTEJAR EN LA PLAZA DE MAYO».

Entre algunos de los hechos denunciados, en la investigación se da cuenta de que durante el año pasado 180 personas fallecieron en neuropsiquiátricos; 42 mil personas se encuentran detenidas en lugares destinados a 20 mil; hay una grave sobrepoblación en comisarías (310% en total en lugares de encierro), y 668 niños, niñas y adolescentes se encuentran en estos espacios, lo que implica un 9% de sobrepoblación. La CPM plantea que se presentan cifras «que son récord históricos en la provincia de Buenos Aires, además de las más altas del país: prisionalización, sobrepoblación, muertes y hechos de tortura». Cabe destacar que este trabajo tiene como fin principal interpelar a los tres Poderes estatales bonaerenses para que «avancen urgentemente en las transformaciones necesarias».