«Hemos presentado, en la misma línea que el bloque de senadores, un pedido de informes, un proyecto para que se bonifique a los usuarios de toda esta zona por los próximos dos meses para que no paguen sus facturas de luz, pero también estamos convencidos de que se tiene que rescindir el contrato con la empresa Edelap», anunció la presidenta del bloque de diputados bonaerenses de Unidad Ciudadana, Florencia Saintout, durante la conferencia de prensa que hicieron las fuerzas políticas que componen el flamante Frente de Todos. 

En el salón Nunca Más del Anexo del Senado coincidieron los senadores Teresa García, Juan Manuel Pignocco, Darío Díaz Pérez y Gustavo Traverso; los diputados Guillermo Escudero y Rubén Eslaiman; los concejales platenses Victoria Tolosa Paz, Lorena Riesgo y Christian Vander; y el exjuez Luis Arias. 

«Presentamos un proyecto para que se bonifique a los usuarios de toda esta zona y estamos convencidos de que se tiene que rescindir el contrato con la empresa Edelap»

Las titulares de los bloques expusieron las iniciativas que presentaron en ambas Cámaras, entre las que se destacan la rescisión del contrato a la empresa Edelap, propiedad del empresario cercano al gobierno de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal, Rogelio Pagano, y la creación de una comisión bicameral de fiscalización del Organismo de Control de la Electricidad de la provincia (OCEBA). A esas dos iniciativas se suman una serie de pedidos de informes para distintos organismos gubernamentales y el proyecto para que la empresa bonifique a los afectados y no les cobre las tarifas correspondientes a los próximos dos meses. 

«En estas noches en que han sido una verdadera boca de lobo las calles, no hemos visto patrulleros, ni ambulancias ni agentes de tránsito, no hemos visto un ejército de funcionarios públicos en la ciudad sabiendo lo que hay que hacer», cuestionó Saintout, para quien «ha habido una desaparición del Estado municipal». 

En esa línea, la diputada manifestó que la situación que continúan padeciendo miles de familias en las localidades del norte de la ciudad muestra «la falta de un plan de contingencia no sólo de la empresa, sino también del municipio». 

Además, sostuvo que lo que sucedió no fue un accidente. «La energía circula a manera de anillo para que no nos suceda lo que está pasando hoy, que una subestación ha quedado desconectada como la de City Bell», explicó. «Eso pasó porque hace un año se quemó el conector que viene de Dock Sud y durante ese año seguimos funcionando con el conector de Tolosa», añadió.

En ese sentido, Saintout completó: «No se reparó porque no hubo ningún organismo de control funcionando; mientras tanto, Edesur, de Nicolás Caputo, y Edelap, en manos de Pagano, discutían para ver quién lo reparaba». 

Teresa García recordó que desde el año pasado ambas bancadas kirchneristas vienen pidiendo informes y exigiendo la presencia de funcionarios, tanto del gobierno como de los organismos de control, para que expliquen por qué se avaló la conformación de un monopolio energético como el de la empresa de Pagano (DESA), que concentra las cuatro mayores distribuidoras de la provincia. 

«La gobernadora Vidal había dicho que los bonaerenses tenían asegurados controles muy rigurosos sobre las empresas y sus inversiones. Eso no existió y hoy lo vemos en La Plata, que sigue sin luz después de tres días sin servicio», afirmó. 

«Estos dueños de empresas, que tienen todo el derecho a intentar percibir ganancias descomunales, lo hacen con la mirada ausente de un Estado cómplice, y con la ausencia total de los organismos de control, y así los bonaerenses no tienen ninguna defensa, porque no los defiende la gobernadora ante estos abusos», concluyó. 

«La energía circula a manera de anillo para que no nos suceda lo que está pasando hoy, que una subestación ha quedado desconectada»

En la conferencia también estuvo presente el titular del Centro de Estudios para la Promoción de la Igualdad y la Solidaridad (Cepis), Mariano Lovelli, que detalló que, cuando a principios de año realizó la denuncia junto a decenas de intendentes y legisladores por el cargo del Incremento de Costos Tarifarios (ICT) que habilitó la gobernadora para compensar a las empresas ante el aumento del costo de la energía, accedieron a los balances de Edelap que dan cuenta de las ganancias siderales que tuvo.

«Al 31 diciembre de 2018, Edelap tuvo una ganancia computable de 2.500 millones de pesos, en un año que supuestamente tuvieron una situación de quebranto que motivó la aplicación del ICT y sólo hicieron una inversión de 700 millones», concluyó.