Familiares, amigos y vecinos de las víctimas fatales Gonzalo Domínguez, Camila López, Danilo Sansone y Aníbal Suárez, y de la sobreviviente Rocío Guagliarello, de la masacre de San Miguel del Monte, se movilizaron en La Plata para exigir justicia. Acompañados de madres de víctimas del gatillo fácil y organizaciones políticas, sindicales y de derechos humanos, marcharon desde Plaza Italia hasta la sede de la gobernación provincial, tras detenerse en el Fuero Penal del Poder Judicial platense para exigir justicia.

Hasta el momento son ocho los policías detenidos como consecuencia de la persecución que incluyó disparos y terminó con un siniestro vial donde cuatro de los cinco chicos que viajaban en un auto murieron. Leonardo Ecilape, Rubén García, José Domínguez, Mariano Ibáñez, Cristian Righero, Juan Gutiérrez, Manuel Monrreal, Melina Blanco, Oscar Ángel, José Durán y Julio Micucci son los imputados hasta el momento por este caso de violencia institucional.

Yanina Zarzoso, mamá de Camila López, agradeció la presencia de vecinos de la localidad de San Miguel del Monte en la manifestación platense y dijo que «desde el primer momento se acercaron a cada marcha y a nuestras casas para acompañarnos». Respecto del acompañamiento por parte de los gobiernos nacional, provincial y local, afirmó: «Estamos pasando por el peor momento de nuestras vidas, son ellos los que se tienen que acercar a nosotros», y dijo que su silencio la hace sentir «completamente indignada».

«Desde el primer momento, cuando fue la policía a casa, me dijeron que había sido un accidente, al igual que cuando fui al hospital», recordó Zarzoso de la madrugada del 20 de mayo pasado. Además, destacó que también la «culparon por el hecho de no haberla frenado cuando salió de casa. Hasta que al otro día escuché las palabras ‘tiro’ y ‘persecución’ y nos dimos cuenta de que fue una masacre, producto del gatillo fácil».

«Me arrebataron la vida de mi hija y de sus amigos. El Estado es responsable. Mauricio Macri, [María Eugenia] Vidal, [Cristian] Ritondo, Sandra Mayol y sin dudas la policía que actúa de manera impune. Quiero que caigan todos. Justicia», dijo la mamá de Camila López en las inmediaciones del palacio de gobierno. Por su parte, la prima de Rocío Guagliarello dijo, tras agradecer la presencia de centenares de manifestantes: «Queremos que se haga justicia. Sigamos unidos, porque esto lleva tiempo. Luchemos por nuestros derechos».

El primo de Danilo Sansone agradeció «por prestar tanto apoyo», que les da «fuerza para seguir luchando hasta las últimas consecuencias». «Vamos a estar en la calle, Monte es un ejemplo de lucha. Nos miramos a los ojos, nos abrazamos y compartimos el dolor», concluyó Miriam Medina, madre de la víctima de la violencia policial. Sebastián Bordón acompañó la marcha y se dirigió a las familias: «Este camino es muy doloroso, pero los responsables tienen que caer. Hay que respirarles en la nuca a estos criminales. La policía bonaerense es criminal. Vidal, Macri, Ritondo, se tienen que ir; son asesinos».

Entre los dirigentes presentes estuvo el diputado nacional por el Frente para la Victoria Horacio Pietragalla, quien afirmó: «Estamos ante un gobierno insensible, que no mide sus actos y eso es lo más peligroso. Estas son las consecuencias de políticas neoliberales de un gobierno que necesita a las fuerzas de seguridad aliadas». Respecto de las responsabilidades políticas expresadas por Yanina Zarzoso, recordó casos de violencia policial ocurridos durante los gobiernos kirchneristas, pero advirtió que la principal diferencia reside en reflexionar acerca de las respuestas y el acompañamiento que da el Estado, quien debe repudiar y sancionar estos crímenes.

«Tras el caso Chocobar, el gobierno habilita a que pasen casos como este», destacó Pietragalla, quien comentó que a través de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara Baja invitarán a los familiares para continuar con la visibilización de su lucha con el fin de que «no quede impune y sea sancionado para que no pase nunca más». «Hoy hay cuatro pibes que ya no están y no tenemos que vivir esto en Argentina», finalizó el legislador nacional.