Bajo la consigna “Evita Eterna”, militantes de las provincias de Chaco, Santiago del Estero, Santa Fe, Buenos Aires y Capital Federal realizaron ollas populares, trabajos de zanjeo, desinfección de viviendas, operativos de control de salud, actividades recreativas y recuperación de espacios públicos que benefician directamente a cientos de familias de la localidad y las zonas aledañas.

A lo largo de la jornada, la militancia tuvo un diálogo cercano y profundo con mujeres, jubilados, docentes, estudiantes y diversos sectores de la sociedad que padecen las políticas de ajuste y quita de derechos del gobierno de Mauricio Macri. Participaron de la jornada militantes de La Cámpora Secundarios y Universidad de distintos lugares del país, profesionales del equipo de salud e integrantes del Frente de Villas de La Cámpora. También acercarán su colaboración integrantes de la Federación de Trabajadores de la Economía Social (FETRAES).

Los barrios abordados fueron Pinedo Viejo, Mailín, la zona conocida como La Represa, barrio Ángel Rosas y el paraje Mesón de Fierro, fuertemente afectados por las precipitaciones del 22 de abril, en las que cayeron más de 200 milímetros de agua en veinticuatro horas, lo que provocó que más de ochenta familias de la localidad fueran evacuadas.

Con pecheras que hacían referencia a la consigna que instaló Cristina Fernández de Kirchner, «La Patria es el otro», los jóvenes hicieron un cierre de la actividad en una de las plazas restauradas junto a los vecinos de la zona, que recibieron con gratitud y esperanza la mano solidaria de la militancia.