Las fisuras al interior de la alianza Cambiemos también se manifiestan en La Plata. La concejal oficialista Florencia Rollié, que representa al radicalismo, hizo ayer una denuncia penal contra la gestión municipal de Julio Garro para que se investigue “la presunta comisión de delitos de acción pública, en particular de fraude en perjuicio de la Administración Pública, violación de los deberes de funcionario público y asociación ilícita”. Es por sospechas de corrupción en la contratación de las cooperativas que prestan servicio para la Municipalidad.

La denuncia presentada ayer en la Fiscalía apunta a esclarecer el destino de fondos públicos por un monto de 1.153 millones de pesos que, para la edil, fueron gastados en cooperativas “sin explicación” entre 2016 y 2017 para la prestación de servicios diversos como barrido, zanjeo, recolección de residuos y obras de mantenimiento urbano.

La concejal radical basa su presentación en una denuncia de la propia Comuna en diciembre de 2015 con el fin de investigar las contrataciones de cooperativas durante la gestión de Pablo Bruera, donde se habrían efectuado sobrefacturaciones.

Pero luego expone que en 2016 y 2017 el intendente Julio Garro “es preso de su mismo razonamiento” porque en ese lapso “le cabe la misma acusación que él le formulara a su antecesor por un total de 1.153,2 millones de pesos”. Por lo que Rollié solicita que “se investigue la ruta de dicho dinero, se determinen responsabilidades administrativas, fiscales y penales y se recupere todo dinero mal habido fruto del aporte de los contribuyentes”.

En este sentido, aporta como pruebas un conjunto de pedidos de informes de su autoría que había presentado en el Concejo Deliberante.