La masiva movilización que tuvo lugar en las puertas del Congreso de la Nación para rechazar el Presupuesto 2019 que se trató en la Cámara de Senadores fue acompañada por decenas de actividades y charlas que confluyeron en la plaza para poner en discusión los fuertes efectos que el ajuste del macrismo ha tenido en los principales sectores productivos del país. Tal fue el caso de la jornada “Hay otro camino: Foro abierto contra el presupuesto”, que incluyó la participación de figuras de diversos ámbitos.

Ante un Congreso que amaneció blindado por una fuerte dotación de fuerzas de seguridad, ambas corrientes de la CTA y organizaciones sociales y estudiantiles se congregaron en las inmediaciones del palacio legislativo para pronunciar su rechazo al presupuesto, cuyos derroteros y efectos fueron analizados por el foro “Hay otro camino”.

“No es la primera vez que ocurre esto. Acá no se está discutiendo el presupuesto. Es un eufemismo eso. Acá se está discutiendo una ley de déficit cero. Eso ocurrió el 30 de julio de 2001, con (Domingo) Cavallo en el Ministerio de Economía. Este presupuesto reitera ese escenario y los medios juegan el mismo papel que jugaron entonces”, dijo el diputado nacional Leopoldo Moreau, quien junto a Daniel Rosso, Raúl Dellatorre, Pablo Bilyk y Carlos Barragán como moderador, formó parte de la charla centrada en Comunicación y Libertad de Expresión.

“Los medios de comunicación han logrado poner un paraguas sobre este propósito político de hacer pasar el presupuesto como si significara simplemente una discusión en los votos y nada más. Creo que estamos en presencia de un saqueo fenomenal, una herramienta que habilita legislativamente ese saqueo, con consecuencias sociales que van a ser muy duras”, manifestó Raúl “Rulo” Dellatorre, editor de Página/12, quien remarcó que habrá un “2019 muy duro y complejo” que demandará a los sectores opositores y a los medios críticos con el gobierno “tener una estrategia muy fina para contener socialmente a los sectores sociales postergados”.

En tanto, el especialista en medios y política Daniel Rosso remarcó que en los grandes medios, la aprobación del presupuesto ya estaba “dada por anticipado” en las principales notas editoriales, al mismo tiempo que definió cómo el tratamiento mediático moldeó el eje de todas las discusiones a nivel público.

“Ellos deciden quiénes son sujetos de la política y quiénes son objeto de la Justicia, deciden quién interviene en las decisiones y quiénes no. Por eso, decimos que no se está discutiendo hoy el presupuesto, porque el enorme desequilibrio comunicacional imperante lo hace imposible. El sistema político está partido por los grandes medios entre aquellos que tienen espacio y aquellos que están silenciados y estigmatizados”, sostuvo Rosso.

Por su parte, el vicedecano de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP, Pablo Bilyk, expresó que “se está construyendo una unidad patriótica, social, y los grandes medios jamás van a poder estar dentro de esa unidad”, debido a la fuerte visibilidad que generó el kirchnerismo de los sectores corporativos del periodismo.