El lunes ingresará en la Legislatura bonaerense el proyecto de Presupuesto 2019, que obliga a la gobernadora María Eugenia Vidal a conseguir apoyos opositores para aprobarlo teniendo en cuenta que tendrá que cargar con los severos costos del ajuste que Nación descarga en las provincias para satisfacer las demandas del Fondo Monetario Internacional (FMI), en su plan de reducir el déficit fiscal.

La emisión de deuda y el aumento de impuestos para compensar parte de los fondos que absorbe la provincia de Nación son dos puntos sobre los que pondrá la mira el oficialismo. Vidal tampoco podrá acceder a una actualización del Fondo del Conurbano por los condicionamientos que puso Nación en su negociación con las provincias en detrimento de Buenos Aires, lo que provocó la rispidez entre Vidal y el gobierno nacional.

En este marco, sindicatos y organizaciones sociales harán un acampe en Plaza San Martín desde el día lunes, cuando ingrese el presupuesto, hasta el jueves, para poner en foco su rechazo a que el ajuste recaiga en educación, salud, emergencia alimentaria y sectores productivos. Son áreas que están pasando una compleja situación por la caída del salario frente a la inflación y el aumento del desempleo y la pobreza.

Los gremios que formarán parte del acampe frente a la Legislatura son ATE (estatales), CICOP (médicos), AJB (judiciales), Sitraic (construcción), Gastronómicos y las organizaciones sociales nucleadas en CTEP, Barrios de Pie y FOL.

“Nos oponemos a cualquier presupuesto que intente consolidar la desigualdad, es decir, a cualquier presupuesto de ajuste en la provincia. El presupuesto nacional 2019, que tiene media sanción en la Cámara de Diputados, marca claramente que gran parte de los recortes que acordaron con el FMI implican la quita de recursos a las provincias”, señaló Oscar de Isasi, secretario general de ATE, en la conferencia de prensa donde anunció la medida.

Los sindicatos que acamparán para comunicar a la sociedad cuáles son los daños sociales que conlleva el ajuste y cómo se podría profundizar el año que viene remarcan que la postura que tomó el gobierno nacional es federalizar el ajuste perjudicando las arcas de las provincias.

“La provincia de Buenos Aires es un territorio apetecible para la voracidad de los especuladores internacionales, teniendo en cuenta que la provincia genera el 33% de la riqueza de todos los argentinos”, dijo De Isasi. Como antesala, los gremios realizarán una movilización en La Plata.

Por su parte, Pablo Maciel, referente de CICOP, apuntó que “para los trabajadores de la salud es importante formar parte del presupuesto de la provincia de Buenos Aires, porque es un sector que viene atravesando graves problemas. Esto tiene que ver con los presupuestos que se vienen diseñando hace tiempo, así como el último del 5,5%, que es el más bajo en la etapa democrática de la provincia de Buenos Aires”.

El Presupuesto 2019 tendría previsto para los estatales aumentos salariales del orden del 20%, con una inflación que a nivel nacional se proyecta en el orden del 23% y mientras Provincia no ha cerrado aún paritarias con los docentes.