La más cruel ley de leyes: claves del ajuste en el Presupuesto

Trabajadores y jubilados, provincias y municipios, educación y cultura: el ajuste con el déficit cero como horizonte atraviesa todas las áreas a lo largo y ancho del país. Diputados nacionales votarán un Presupuesto en medio de un escándalo: tienen menos de veinticuatro horas para leer el nuevo proyecto con las modificaciones que introdujo la oposición de cara al debate del miércoles.

460

Por Pablo Pellegrino

El debate por el presupuesto nacional para el ejercicio 2019 genera, desde la presentación exprés de diez minutos que realizó Dujovne en septiembre, un escándalo tras otro. Desde la oposición denunciaron este martes, mientras miles de personas marcharon hacia las inmediaciones del Congreso, que el gobierno no presentó el dictamen hasta la tarde en la Comisión de Hacienda y Presupuesto, por lo que los diputados tendrán menos de veinticuatro horas para analizar el texto con las modificaciones que introdujo el gobierno en su negociación con algunos sectores de la oposición, que finalmente logró aprobar el dictamen de mayoría para tratar el proyecto mañana.

Las apresuradas negociaciones que a contrarreloj llevó adelante el gobierno buscan llegar al viernes con media sanción de la denominada ley de leyes. La fecha elegida, el 26 de octubre, implica un nuevo “gesto” al exterior: ese día, la cúpula del Fondo Monetario Internacional resolverá el destino del nuevo acuerdo con Argentina del cual lo único que se conoce es la ampliación del monto en 7.000 millones de dólares.

sin siquiera conocerse cuáles son las condiciones que impone el Fondo, y a riesgo de que se modifiquen como en 2017 puntos clave de la ley apenas un día antes de votarse, muchos sectores de la oposición exigen conocer antes los términos del acuerdo para votar el proyecto.

Esa es una de las principales críticas y resistencias que generó el Presupuesto: sin siquiera conocerse cuáles son las condiciones que impone el Fondo, y a riesgo de que se modifiquen como en 2017 puntos clave de la ley apenas un día antes de votarse, muchos sectores de la oposición exigen conocer antes los términos del acuerdo para votar el proyecto.

Al cierre de esta nota, en la reunión de comisión en la que el gobierno logró emitir dictamen favorable, tuvo que resignar dos de sus propuestas más controvertidas: por un lado, dio marcha atrás con la modificación del artículo 75 de la ley de administración financiera que abría la puerta para una eventual renegociación de la deuda al estilo megacanje. La otra modificación fue con la presencia del ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, quien anunció que el Estado nacional creará un fondo compensador para las provincias con el fin de evitar que las tarifas de transporte se disparen. Si bien no hubo detalles sobre el modo en que se girarán o administrarán esas nuevas partidas.

Uno de los sectores que se verán afectados por la eventual aprobación de la norma serán los jubilados. En este punto hay que remontarse a la aprobación de la denominada Ley de Reparación Histórica, a través de la cual el macrismo creó un nuevo régimen previsional que dejó atrás el esquema de moratorias de ANSES que permitió incluir a más de tres millones de personas al sistema jubilatorio. Nacieron así las Pensiones Universales para el Adulto Mayor (PUAM), que equivalen al 80% del haber mínimo que percibe un jubilado, es decir, menos de 7.000 pesos.

“A esa Pensión en este presupuesto le han agregado dos restricciones: una es el informe socioeconómico, es decir, un certificado de pobreza que deja afuera a toda la clase media argentina”

“A esa Pensión en este presupuesto le han agregado dos restricciones: una es el informe socioeconómico, es decir, un certificado de pobreza que deja afuera a toda la clase media argentina”, explicó a Contexto la diputada nacional por la provincia de Buenos Aires Luana Volnovich, y añadió: “Teniendo en cuenta que hoy tenemos cinco millones de personas, son trabajadores informales y hay casi dos millones de mujeres amas de casa que son personas que no van a tener los treinta años de aportes, hay casi siete millones de personas que no van a poder jubilarse con este Presupuesto, a no ser que puedan certificar pobreza”.

Por otro lado, la diputada afirmó que “la otra restricción es la incompatibilidad de esta Pensión con el monotributo, es decir que las personas que hoy cobran 6.900 pesos por la PUAM no van a poder seguir trabajando y aportando para tener una jubilación completa como sucedía hasta ahora”.

“El problema es que hay sólo cien mil personas que cobran la Pensión, porque la mayoría de los jubilados que no pudieron hacer sus aportes fueron incluidos en las moratorias durante el gobierno anterior, entonces, el problema es hacia adelante, esas cien mil personas cada vez van a ser más y podrían alcanzar a ese universo de siete millones de personas que hoy trabajan en la informalidad”, concluyó Volnovich.

La problemática de los jubilados podría extenderse y perjudicar más a los patagónicos: uno de los problemas que cosechó Cambiemos con la ley de leyes fue el intento de rebajar el plus diferencial que recibían los jubilados del sur del país por condiciones geográficas y climáticas desfavorables.

También genera resistencias la intención de permitir el desguace del Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la ANSES que se compone de acciones de empresas privadas recuperadas por el Estado luego de la nacionalización de las AFJP.

Las alarmas ante el Presupuesto se encendieron también en los trabajadores: la convergencia al déficit cero prometida al FMI implica un enorme recorte de gastos (más de 400.000 millones de pesos) por un lado, pero una mayor recaudación por el otro. En ese sentido, el gobierno busca recaudar más de 25.000 millones de pesos a través del Impuesto a las Ganancias que, a contramano de la promesa de 2015 de que ningún trabajador iba a ser alcanzado por el tributo, cada vez serán más.

El Presupuesto 2019 prevé que el Impuesto a las Ganancias alcance también a aquellos componentes del salario conocidos como “no remunerativos”, es decir, que no forman parte del salario. Viáticos, viandas, premios, riesgo profesional, coeficiente técnico, desarraigo, entre otros. También serán alcanzadas por Ganancias las cooperativas, lo que generó un fuerte rechazo por parte de algunos sectores de la oposición.

Otro impuesto, el que grava los Bienes Personales, alcanzará a un universo mayor. Cabe destacar en este punto que en 2016 este impuesto ya había sido modificado y fue fuertemente criticado por la oposición ya que se alivianó la carga tributaria sobre los sectores mejor posicionados en términos socioeconómicos.

“Si tenés sólo una casita y un auto vas a pagar impuesto a los Bienes Personales”

Lo que se cuestiona fundamentalmente en este punto es que el mínimo no imponible fue dispuesto en dos millones de pesos. Esa cifra, sumada al fuerte revalúo fiscal que hicieron algunas provincias, como la de Buenos Aires, empujó la valuación hacia arriba y más personas serán alcanzadas. “Si tenés sólo una casita y un auto vas a pagar impuesto a los Bienes Personales”, resumió el diputado nacional Carlos Castagneto en diálogo con Farco Noticias.

La modificación de este impuesto había desencadenado en un nuevo encontronazo de Cambiemos con el campo. Los ruralistas se quejaron, como el diputado Castagneto, por los revalúos fiscales provinciales y la ampliación del gravamen que dispuso el oficialismo en el Presupuesto. Además, uno de los sectores más beneficiados por la megadevaluación del peso este año criticó que la carga impositiva se aumente luego de haber establecido un nuevo esquema de retenciones a las exportaciones agropecuarias de cuatro pesos por dólar. Cabe recordar que, como explicó en su momento el secretario de Agroindustria y expresidente de la Sociedad Rural, Luis Miguel Etchevehere, ese impuesto en pesos se irá licuando por la inflación y el movimiento del tipo de cambio y con el tiempo no representará ningún tipo de carga para el sector.

La cultura será otro de los rubros alcanzados por el gran ajuste pactado con el FMI: el presupuesto para el área tiene incluido un recorte, pero además caerá frente a la inflación. Dentro de la caída en torno a los 20 puntos porcentuales del presupuesto para la actividad en el Presupuesto 2019, una de las áreas más afectadas será la Orquesta Sinfónica Nacional, con 88% de potencial pérdida.

Uno de los capítulos más crueles de ese ajuste es el de la Banda Sinfónica Nacional de Ciegos, pionera y única en su tipo en el mundo: el recorte para este área alcanzaría el 67% en 2019.

Ya durante la negociación del primer acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, el gobierno de Mauricio Macri anunció que llevaría adelante un fenomenal recorte en las partidas para obra pública, que ya al día de hoy alcanza niveles altísimos. Esas cifras fueron expuestas con alegría por Nicolás Dujovne cuando anunció el cumplimiento de las metas fiscales pautadas para este año.

Mientras en todos los frentes el gobierno rasca el fondo de la olla para sacar algún peso más, la única cuenta que crecerá el año que viene es la de servicios de deuda que desde 2015 a esta parte sigue de manera ininterrumpida en ascenso.