Los médicos instalaron una carpa contra los techos salariales de Vidal

Fue ayer en la Plaza de los Dos Congresos, contra la política de ajuste de Vidal en salud. Antes, la Policía de Larreta había obstaculizado la protesta.

437
Imagen: prensa Cicoop

Ante los techos salariales del 15% que busca imponer Provincia y la crisis sanitaria que atraviesa la salud pública provincial, los médicos bonaerenses instalaron ayer una carpa blanca en la Plaza de los Dos Congresos, donde visibilizaron sus reclamos por “una propuesta integral y digna” para los profesionales de la salud.

Las actividades en la Carpa Sanitaria fueron en el marco de un paro de veinticuatro horas en los ochenta hospitales bonaerenses y centros de atención sanitaria que decidió el gremio CICOP, que representa a 133 mil afiliados.

En línea con los ofrecimientos salariales para docentes y estatales, en la primera y única reunión paritaria con los médicos, Vidal ofreció un 15% en tres tramos con adicional por presentismo y una cláusula de revisión. “Esa propuesta era absolutamente insuficiente y no tiene relación con la perspectiva inflacionaria para este año, para resolver los graves problemas salariales y extrasalariales del sector”, dijo a Contexto Fernando Corsiglia, titular de CICOP.

Antes de la realización de las actividades en la Carpa Sanitaria, los médicos tuvieron discusiones y forcejeos con policías de la Ciudad y agentes del Ministerio de Ambiente y Espacio Público, quienes se oponían a la instalación de la carpa y pedían permisos que los médicos ya habían solicitado y obtenido.

“Teníamos el permiso solicitado, pero por la mañana, cuando vinimos a instalar las estructuras de los gazebos, nos encontramos con la negativa del personal de la Policía”, señaló Corsiglia, quien agregó que tras insistir y mostrar el permiso correspondiente pudieron llevar a cabo la medida hacia el mediodía.

Los médicos denuncian una “crisis sanitaria” provincial y cuestionan que la gobernadora Vidal y el ministro de Salud Andrés Scarsi “miran para otro lado y continúan sin responsabilizarse de lo que ocurre en los hospitales y centros de salud a su cargo”. “Hay salarios magros y malas condiciones de trabajo”, definieron en el gremio.

Actualmente, los profesionales de la salud iniciales cobran 20.300 pesos por 36 horas semanales. “Estamos muy por debajo de lo que se paga en C.A.B.A. y en el sector privado”, afirmó Corsiglia, y agregó que piden que esa suma ascienda a 30.000 pesos.

La protesta de ayer también fue por mejoras en la infraestructura de los hospitales, mayores insumos y recursos humanos. “Los graves problemas de falta de mantenimiento y de infraestructura causan situaciones como la que ocurrió esta semana en el Hospital San Roque de Gonnet, donde se cayó un ascensor con pacientes y trabajadores”, afirmaron desde CICOP.