En un acto de sensibilidad política y social, miembros de la comunidad platense se acercaron ayer a restaurar los pañuelos de las Madres de Plaza de Mayo pintados en las baldosas de Plaza Moreno, que habían sido vandalizados en las últimas semanas. Lo insólito fue que el intendente Julio Garro decidiera sancionar esta iniciativa por considerarla “por fuera de Ley” y adjudicársela “al kirchnerismo”.

Convocada por la Mesa por los Derechos Humanos de La Plata, la jornada contó con la presencia de la propia Hebe de Bonafini, referentes políticos locales y un centenar de vecinos que brindaron su apoyo a la causa. No obstante, el jefe comunal envió efectivos de Control Urbano para intervenir ya que, según definió el propio Garro, “nadie está sobre la Ley y nadie puede hacer pintadas sin consultar al Concejo Deliberante”.

Según un descargo realizado vía redes sociales, el intendente macrista señaló: “Las plazas son de todos los vecinos. No se puede subir camionetas o hacer pintadas que no están autorizadas por el Concejo Deliberante de La Plata”, y agregó: “El kirchnerismo tiene que entender, de una vez por todas, que nadie está por sobre la ley. Las plazas son de todos los vecinos”.

Tras justificar su acción bajo argumentos de índole partidaria, apuntó directo a la presidenta del bloque legislativo de Unidad Ciudadana en Provincia, la diputada Florencia Saintout, quien participó de la actividad y a quien Garro advirtió: “Espero que reflexione y empiece actuar con la responsabilidad que su cargo merece”.

El repudio al comportamiento del intendente de La Plata no tardó en llegar. La misma Saintout, quien definió a Garro como un “autoritario” y expresó que para la Municipalidad “es más importante recaudar que la Memoria y los pañuelos de las Madres”. Respecto del supuesto accionar legal del municipio, la Legisladora manifestó: “¿A qué ordenanza municipal se refiere, Intendente? Si es la de graffitis o publicidad en la vía pública se encuentra absolutamente errado. El pañuelo de las madres es parte de nuestro patrimonio y valor fundamental por la Memoria ¿Acaso para Garro es una mera pintada o graffiti?”.

Cabe señalar que la actividad de restauración de los pañuelos ya había sido notificada el pasado 28 de junio en la Municipalidad a través de una presentación realizada por la mesa Por los Derechos Humanos de La Plata.

Los pañuelos de Plaza Moreno fueron vandalizados en dos ocasiones es mes, una de ellas fue en el marco de las llamadas manifestaciones Pro-Vida, que condenan la despenalización del aborto.  Se sospecha que las acciones son impulsadas desde un grupo marginal autodenominado Vanguardia Nacionalista, que ya protagonizó otros hechos similares en espacios de Memoria y Derechos Humanos de la ciudad con consignas fascistas. “Como dijo Hebe, por cada uno de los pañuelos que borren, pintaremos un millón”, agregó la diputada Saintout.