Se viven horas de tensión en la Universidad de Buenos Aires, donde un centenar de estudiantes denuncian fraude electoral en el proceso que puso al radicalismo oficialista de Franja Morada-Cambiemos al frente de la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA), tras diecisiete años de conducción del Partido Obrero, La Mella y otros sectores de izquierda.

Desde el sector que conduce hasta el momento la FUBA denuncian que “se trucharon dos delegados” para dar quorum a una Junta Representativa: una delegada de Nuevo Encuentro de la Facultad de Económicas y otro de La Mariátegui, de Filosofía y Letras. Ambos rechazaron de manera pública la convocatoria e impugnaron la acreditación falsa que le adjudican a Franja Morada.

“Hay 65 de 130 delegados que no estuvimos presentes para dar quorum y es imposible sostener esta mentira”, expresaron a través de un comunicado, en referencia a lo sucedido durante la junta electoral que tuvo lugar en la Facultad de Odontología. Según denuncian desde la conducción de la FUBA, la Franja incluyó a último momento a dos delegados que ni siquiera encabezan las listas de sus agrupaciones, para obtener el número necesario y prescindir de la mitad contraria.

“Ante el empate que había entre ambos sectores, la Franja Morada –comandada por Emiliano Yadcobitti– incluyó estos dos delegados que ni siquiera estuvieron presentes el sábado en la junta. Tenemos pruebas que sustentan que esos dos delegados no son de la Franja, sino de nuestro sector. Jamás el congreso de la Franja podría haber tenido quorum de manera legal”, dijo a Contexto Pablo Móbili, referente de La Cámpora en la UBA, expresidente del centro de estudiantes en la carrera de Sociales.

En tanto, las autoridades de la UBA ya han reconocido la validez de la victoria de la Franja Morada-Cambiemos en la FUBA, que hasta el momento no es reconocida por el bloque antagonista. “El Consejo Superior está compuesto por la Franja Morada y sus aliados. Por eso fuimos esta mañana al rectorado y nos encontramos con el lugar totalmente militarizado”, agregó Móbili.

Cabe recordar que, en momentos en que estudiantes llegaban al edificio de Rectorado anteanoche, fueron agredidos por personal de seguridad privada del lugar que les cerraron los ingresos y les descargaron la sustancia de los matafuegos que había allí. Luego, en la vereda los esperó la Policía porteña, que golpeó a varios de ellos e intentó detenerlos.

La detención ocurrió esta mañana cuando a varios de los estudiantes autorizados para participar de la sesión prevista para las 10 hs se les impidió el ingreso por el estacionamiento del Rectorado, vallado en todo su perímetro. Cuando uno de los invitados intentó sortear la reja, fue apresado por varios agentes que lo llevaron a un vehículo policial y una hora después lo trasladaron a la Comisaría 1ª. Su nombre es Federico Fernández.

Por lo pronto, un comunicado de repudio y preocupación fue lanzado ayer con las firmas de referentes políticos de múltiples sectores. Entre los nombres se podían distinguir a Axel Kicillof, Nora Cortiñas, Adolfo Pérez Esquivel, la abogada Elizabeth Gómez Alcorta, el dirigente Juan Grabois, Hugo Yasky, Roberto Baradel, Romina del Plá, entre otros y otras.