Vecinos de Villa Castells, en la localidad platense de Gonnet, se reunieron en las últimas horas con funcionarios municipales para exigir una inmediata solución a la seria crisis hídrica que atraviesa la zona por falta de obras. Sólo se presentó el delegado David Bevestrello y estuvieron ausentes el secretario de Hidráulica, Luis Carusso, y el de Obras Públicas, Luis Babier.

Dirigido a los veintitrés concejales y a los cinco diputados provinciales representantes de la sección capital, los vecinos elaboraron un Pedido de Informes a la gobernadora María Eugenia Vidal y al intendente Julio Garro porque, “según la Rendición 2017, del Poder Ejecutivo Municipal, que es de estado público, detalla haber gastado en el barrio de Villa Castells 5.447.860 de pesos”, algo que los vecinos denuncian que no es posible, dado que “viven en un completo estado de abandono”.

“Hace dos años y medio, desde que empezó esta gestión, Villa Castells está en un estado de abandono total. Desde hace años estamos en una crisis sanitaria”

“Hace dos años y medio, desde que empezó esta gestión, Villa Castells está en un estado de abandono total. Desde hace años estamos en una crisis sanitaria por la falta de agua potable, falta de cloacas, desbordes. Eso es en general en toda la zona”, dijo a Contexto Claudia Mabel, vecina de Villa Castells y perteneciente a “Vecinos por el agua e infraestructura”, un grupo de Facebook a partir del cual los frentistas de esa zona se organizan ante la ausencia de medidas concretas.

A través de la presentación del acta, exigieron que se declare la emergencia de Villa Castells. Según el comunicado que elaboraron, remarcan: “Calles inundadas, cloacas desbordantes que hacen insalubre vivir allí, falta de agua potable –por lo que persiste una causa judicial con ABSA–, pavimentos destrozados que causaron que el recorrido del micro cambie por no poder pasar por esas calles y que los vecinos hoy tengan que caminar más de 10 cuadras para poder tomarlo”. Además, señalaron que la crisis en infraestructura ya alcanzó también a la seguridad, dado que “ha salido en todos los medios que el comisario de Gonnet fue desplazado acusado de corrupción”.

Desde la comunidad denuncian también la falta de limpieza de las vías pluviales, la acumulación de basura y la falta de mantenimiento de las calles, muchas de ellas sin siquiera asfalto. “Acá hay una jurisdicción compartida entre Provincia y Municipio, en especial la responsabilidad que le compete a ABSA”, amplió.

“Hay que destacar que a sectores de producción como el campo, ante una lluvia o inclemencia climática, el gobierno les declara la Emergencia e interrumpe el cobro de impuestos”

Ante este panorama, los vecinos resolvieron por unanimidad reunirse con los ediles y legisladores el lunes próximo en la misma Delegación, ubicada en 10 y 491, a las 18 hs, para solicitar que se declare la emergencia y “no se cobren impuestos ni tasa municipal hasta que no se resuelva la crisis de infraestructura, hidráulica, sanitaria y de seguridad que están soportando”.

Ante este último punto, desde la comunidad vecinal expresaron: “Hay que destacar que a sectores de producción como el campo, ante una lluvia o inclemencia climática, el gobierno les declara la emergencia e interrumpe el cobro de impuestos. Lo mismo reclamamos nosotros, que consideramos que estamos en una situación de emergencia desde todo punto de vista”.