Con el retorno del FMI a la vida económica argentina como panorama político de fondo, los conflictos de las gestiones de Cambiemos con docentes universitarios, bonaerenses y porteños continúan sin solución en las tres jurisdicciones y las negociaciones no encuentran un curso que lleve a un final feliz.

En la provincia, los maestros bonaerenses cuestionaron el curso que toma la economía nacional y afirmaron que harán un paro de veinticuatro horas dentro de dos semanas y una movilización con docentes de todo el país. Lo anunciaron ayer en Avellaneda, en una conferencia de prensa que dieron los referentes gremiales del Frente de Unidad Docente (FUD).

El titular de SUTEBA, Roberto Baradel, expresó: “Estamos atravesando un momento muy complejo como sociedad. El anuncio del presidente de volver al FMI augura un ajuste peor que el que estamos atravesando todos los trabajadores en infraestructura, nombramiento de cargos, comedores escolares, cierre de cursos y escuelas y Fondo Educativo”.

Los docentes reclaman que la gobernadora Vidal llame a paritarias, después del rechazo de los últimos ofrecimientos del 15% hasta octubre y del 10% hasta mitad de año, ambas sin cláusula gatillo. Estos incrementos se ubican por debajo de las mediciones privadas de inflación para este año, que superan el 20%, y más aún luego del aumento del dólar y la incertidumbre en que sumió Cambiemos la economía.

“Tenemos que discutir con los compañeros en las escuelas. La única lucha que se pierde es la que se abandona. Vamos a hacer una jornada de lucha con paro y nos vamos a movilizar con los docentes de todo el país”, remarcó Baradel. “Somos pocos los gremios que no hemos aceptado el 15%. Daremos muestra de que se puede resistir y ganar con unidad, organización y persistencia”, agregó el gremialista.

Baradel: “Somos pocos los gremios que no hemos aceptado el 15%. Daremos muestra de que se puede resistir y ganar con unidad, organización y persistencia”.

Los gremios consideran cada vez más insuficiente la suma del 15% luego del nuevo tarifazo y la disparada del dólar a 23 pesos que afecta los precios, factores que deterioran el poder adquisitivo. Mirta Petrocini, titular de la FEB, señaló que “el tiempo nos da la razón de no firmar una paritaria a la baja, cuando todos los días hay aumentos y tarifazos”.

Paro de 24 horas de docentes universitarios

Por su parte, los docentes universitarios hacen paro hoy y mañana. Es en rechazo a la decisión de la Secretaría de Políticas Universitarias (SPU) de no elevar la propuesta salarial del 15%, a cobrar 2% en abril, 2% en junio, 5% en septiembre y 6% en diciembre, en línea con las órdenes de la Casa Rosada de fijar techos salariales del 15%.

En el actual contexto inflacionario, Conadu y Conadu Histórica, que agrupan a la mayor cantidad de docentes universitarios, piden un 25% de aumento salarial con cláusula gatillo y un mayor presupuesto para las universidades.

“No hemos tenido avances en las dos reuniones, por eso convocamos al paro y muy probablemente la semana que viene hagamos una marcha de antorchas a Plaza de Mayo”, dijo a Contexto Carlos De Feo, secretario general de Conadu.

Los recortes presupuestarios son otra señal de alarma que motiva el paro. El mes pasado, en el marco del plenario del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) que se llevó a cabo en Jujuy, la secretaria de Políticas Universitarias, Danya Tavela, confirmó que el gobierno hará un recorte de tres mil millones de pesos en gastos de funcionamiento.

La medida de recorte se suma a la subejecución presupuestaria que afecta a las universidades, sobre todo en programas de inclusión. “Los programas que más se retrasan en su ejecución son los de inclusión, como becas, tutorías y comedores, que apuntan a los sectores de menores recursos, pero el ministerio los implementa en la segunda mitad del año, cuando los chicos ya abandonaron sus estudios”, sostuvo De Feo.

De feo: “Prevemos que, con la vuelta al FMI, la situación sea mucho más difícil todavía, con lo cual es una lucha que va a afrontar una situación más complicada”.

A su vez, el contexto económico preocupa a la comunidad educativa universitaria. “Prevemos que, con la vuelta al FMI, la situación sea mucho más difícil todavía, con lo cual es una lucha que va a afrontar una situación más complicada”, manifestó el titular de Conadu.

En La Plata, la Asociación de Docentes de la UNLP (Adulp) realizará, además del paro, una volanteada y distintas actividades de difusión. A su vez, participará de la Marcha Federal Educativa del próximo 17 de mayo para obtener respuestas del Ministerio de Educación de la Nación que conduce Alejandro Finocchiaro.

Los días 10, 11, 26 y 27 de abril, Conadu y Conadu Histórica habían llevado a cabo medidas de fuerza, aunque el gobierno no atendió las demandas en el mes que transcurrió.

Marcha de los docentes porteños

En tanto, en C.A.B.A., la UTE marchó ayer por la tarde desde el Palacio Pizzurno a la Legislatura porteña para exigirle al jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, aumentos superiores al 15% y contra su proyecto de creación de la Universidad Docente (UNICABA).

En un comunicado, desde la UTE afirmaron que rechazan “la decisión unilateral del Gobierno porteño de levantar la reunión de la Mesa de Condiciones Laborales y Salariales sobre la UNICABA, que estaba convocada para mañana”. Y agregaron: “Una vez más la gestión de Rodríguez Larreta, al suspender un espacio de diálogo, demuestra que no está dispuestos a escuchar los reclamos de todos los actores involucrados en la reforma de los profesorados”.