En la reunión de la comisión de temas educativos que se realizó ayer en la Municipalidad de La Plata, la oposición reclamó al gobierno de Julio Garro un diagnóstico real de la situación de las obras de infraestructura para las escuelas que el municipio no ejecutó durante el periodo 2017-2018.

Concejales de los bloques del FpV-Unidad Ciudadana-PJ, del Frente Renovador y del GEN expresaron su rechazo por los atrasos en las ejecuciones y plantearon la necesidad de que la gestión de Garro tenga un mecanismo más claro sobre los tiempos y formas que llevan las obras.

La comisión se conformó a principios de este mes con el objetivo de hacer un balance sobre las obras ejecutadas durante el año pasado y para proyectar las de este año. La postura que predominó ayer entre todas las partes fue la de “preocupación” por el estado de las escuelas del Gran La Plata.

“Realmente estoy preocupado por el nivel de subejecución de las obras de 2017. El conjunto de la comunidad educativa de nuestra ciudad espera mayor celeridad en la realización de los trabajos, ya que hay mucha expectativa por el mejoramiento de los edificios”, planteó Luciano Sanguinetti, presidente de la comisión, al iniciar la reunión.

Desde la oposición denunciaron que en 2017 la gestión de Julio Garro recibió 157 millones de pesos de la provincia de Buenos Aires, de los cuales la mitad debía ser destinada a obras de infraestructura, pero ejecutó sólo el 10%, alcanzando a cuatro escuelas en lugar de 35, como se había planeado. Mientras que en 2016 la subejecución fue del 60%. “La plata está, pero las obras no aparecen. Nos preguntamos por qué y a eso tienen que responde Julio Garro y Oscar Negrelli, que fue el gran ausente de la reunión de hoy porque evitó dar la cara sobre cómo ejecutan el Fondo de Fortalecimiento Educativo”, dijo a Contexto Victoria Tolosa Paz, concejal de Unidad Ciudadana.

En la sala de relatoría de la Municipalidad, la Comisión de Seguimiento del Fortalecimiento Educativo fue presidida por su presidente, Sanguinetti. Por el mismo bloque estuvo Virginia Rodríguez; por el FpV-Unidad Ciudadana-PJ formaron parte Gastón Castagneto, Victoria Tolosa Paz y Norberto Gómez; por el FpV- PJ, Lorena Riesgo y Fabián Lugli; Gastón Crespo por el GEN y la radical Florencia Rollié. Los gremios estuvieron representados por el Bloque Intersindical de Educación (Suteba, FEB, UDA, AMET, Udocba, Soeme y ATE), la Defensoría del Pueblo por Alejandro Garay (secretario de Educación) y Florencia Barcia por la Defensoría del Pueblo de La Plata.

El gran ausente fue el oficialismo: ningún concejal integró la reunión. Quien recibió las críticas fue Osvaldo Derudi, portavoz de la Unidad Ejecutora del Fondo Educativo que responde al municipio.

“Hay un presupuesto que no se ejecuta. Si se suma la plata de 2016 y 2017, el 87% del monto no se ejecutó. Entonces, de ahí surgen los problemas que sufren las escuelas. Los chicos están cada vez peor en las aulas”, señaló a este medio Gastón Castagneto, presidente del bloque de Unidad Ciudadana.

El retraso en la construcción y refaccionamiento de escuelas y jardines de la región se produce mientras el gobierno de la provincia de Buenos Aires, por la resolución 297/18 para Nivel Inicial, elevó de 25 a 28 la cantidad de niños para cada sala de jardín. Ante esto, Suteba denunció que en la provincia hay 80.000 niños que no pueden acceder a la educación inicial.

Por su parte, Patricio Villegas, secretario general de Suteba La Plata, se refirió a otro tema que se trató en la comisión: la falta de alimentos y el mal estado en que llegan a las escuelas después de que Vidal municipalizara el servicio de comedor escolar mediante un decreto. “Este sistema es peor que el anterior. Deciden realizar cambios sin tener un mapa de lo que ocurre en las escuelas: mandan sachets de leche cuando las escuelas no tienen sistema de refrigeración, mandan una comida para hacer cuando las cocinas no tienen la capacidad para ese menú o ponen un menú que no se puede modificar y no alcanza para la cantidad de chicos”, apuntó el gremialista.

Sobre este tema, la edil Tolosa Paz pidió que el municipio haga una “unidad ejecutora con un equipo técnico que garantice la calidad de los alimentos y que pelee por mayor cantidad de cupos para el servicio alimentario escolar”. A principios de mes, legisladores y concejales de UC acompañaron a padres y consejeros escolares que denunciaron la situación en la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires.