Hace dos meses se movilizaron, consiguiendo una mesa de diálogo para el 15 de noviembre. Llegando a fin de año, los trabajadores cooperativistas volvieron a salir a las calles, llevando al municipio de La Plata una batería de reclamos. Entre las demandas acercadas con las organizaciones se encontraban el cumpliendo del pago por la reparación de veredas y el avance de la construcción de las mismas, y los salarios impagos por obras en escuelas y jardines a través del Fondo Educativo Municipal, el cual prácticamente no se ejecutó este año.

“No estamos reclamando nada que no corresponda. Tenemos seis colegios donde están las obras terminadas pero impagas porque todavía nos adeudan entre cinco y seis meses, que son los sueldos de los compañeros nuestros que han trabajado”, explicó a Contexto Osvaldo Casanova, secretario general de la CTEP La Plata.

Por otro lado, las organizaciones sociales hicieron hincapié en la necesidad de convocar a las cooperativas a discutir las condiciones de trabajo, principalmente sueldos y un bono de fin de año. Teniendo en cuenta la inminente llegada de las fiestas, reclamaron a Desarrollo Social una canasta navideña “para que las familias puedan pasar las fiestas en paz y con dignidad”, remarcando la difícil situación que atraviesan al no contar con sus salarios.

“La situación en los barrios es cada vez más compleja, porque muchos compañeros se la rebuscaban con changas, pero eso cada vez está más complicado conseguirlo. Por eso también a los comedores se acercan cada vez más chicos y familias”, dijo a Contexto Cristian Medina, referente de Barrios de Pie.

“No hay que ser tan cráneo para saber que la ciudad de La Plata es una de las más grandes en cuanto a desocupación. Ha crecido exponencialmente”, remarcó Casanova.

“Atravesamos una situación complicada. Lo que pasa en La Plata es un reflejo de lo que pasa a nivel nacional, con un gobierno que cuando tiene que escuchar y favorecer a los sectores más ricos lo hace sin ningún problema, pero cuando tiene que mirar para este lado (para los trabajadores informales, laburantes, los jubilados, los beneficiarios de la Asignación Universal) le cuesta un montón tomar medidas y las que toma a la larga perjudican nuestros derechos”, agregó Medina.

En este punto, remarcan que la paralización de las obras de reparación de veredas y la falta de ejecución del Fondo Educativo Municipal no solo implican el bienestar de vecinos, sino también el trabajo de las cooperativas de la región, que, según señalaron, son más de seiscientos trabajadores que hoy se encuentran sin percibir un sueldo.

“El tema de las veredas lo tenemos trabado desde el mes de marzo, y ahora nos salen con que se gastaron la guita en la campaña”, agregó Casanova.

Cerca del mediodía, los referentes de las organizaciones se reunieron con autoridades municipales, pero al plantearles las problemáticas “nos patearon para febrero o marzo del año que viene”, explicaron desde la CTEP. Ante esta respuesta, endurecieron su posición y señalaron que si no recibían un anticipo o un adelanto de las obras, se quedarían dentro del palacio municipal. Con esta presión, quienes accedieron a atenderlos –luego de más de dos horas de espera– fueron Luis Barbier, secretario de Obras Públicas, y Oscar Negrelli, responsable del Fondo Educativo Municipal.

Tras el encuentro, referentes de las organizaciones explicaron a Contexto que Barbier les ratificó que la reparación de veredas saldría en los primeros meses de 2018 porque “lo que estaba presupuestado para este año se gastó en pequeñas obras”, mientras que Negrelli manifestó que cuando comiencen las obras pautadas en el Fondo Educativo “hay 33 millones de pesos destinados” para que las organizaciones se hagan cargo de la reparación de las escuelas, a cuyo listado podrían acceder en estos días.

Por otro lado, antes del 20 de diciembre prometieron darles un adelanto de las obras y esta semana saldar los salarios adeudados. Respecto de la canasta navideña para pasar las fiestas, mañana tendrán una reunión con Raúl Cadaá, secretario de Desarrollo Social.

Los cartoneros exigen reconocimiento

El Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) y la Federación Argentina de Carreros y Recicladores que trabajan junto con la CTEP movilizará hoy a las 10 de la mañana hacia el municipio, donde se prevé que los concejales traten en la última sesión el pliego de licitación del servicio público de recolección de residuos, barrido y limpieza de la vía pública en el partido de La Plata.

Los cartoneros señalan que el pliego de basura de la municipalidad de Julio Garro sigue sin reconocer su trabajo, “dejando en claro que la prioridad del actual gobierno no es cumplir con las leyes ambientales y ni con los derechos de quienes trabajamos, sino atender negocios millonarios”.

Ante este panorama, las organizaciones que nuclean a los más de seiscientos cartoneros de la ciudad exigen la reincorporación en el pliego, al tiempo que el cumplimiento de la Ordenanza Nº 10.661, conocida como “Basura Cero”, que reconoce el rol que cumplen los recicladores urbanos.