Tras los intensos debates, la Comisión de Hacienda, Presupuesto y Cuentas propuso entre el sumario de hoy la aprobación por decreto de la rendición de cuentas del periodo 2016. Desde el Frente para la Victoria platense, en ambos bloques, ya señalaron que rechazarán esta propuesta. Los motivos: la subejecución de fondos en áreas claves y la falta de reconocimiento de la deuda que mantiene la Provincia con la Tasa de Capitalidad.

Los ediles del FpV-PJ y del FpV-Nacional y Popular votarán en contra de la rendición de cuentas del año pasado, la cual pertenece íntegramente a la gestión de Julio Garro, tanto en el presupuesto aprobado como en su ejecución.

Guillermo “Nano” Cara, del FpV-Nacional y Popular, explicó en diálogo con Contexto que esta rendición de cuentas “es una radiografía de un primer año de una nueva gestión y la misma “aparece con todos los huesos rotos cuando, en un contexto de recesión, de exclusión, de crecimiento de desempleo en la ciudad, el presupuesto para el año anterior termina teniendo una subejecución de 387 millones de pesos”.

El edil ejemplificó que, a pesar del incremento de comedores y merenderos en la ciudad, en áreas muy sensibles como en Acción Social se ha subejecutado el presupuesto “que equivaldría a 800 mil litros de leche, a 150 mil kilos de carne, más o menos; eso es lo que no se gastó”.

El año pasado, el Concejo Deliberante aprobó, por iniciativa de Cambiemos, por un lado la Emergencia en Seguridad y por el otro en Infraestructura. Respecto del primer eje, Lorena Riesgo, del FpV-PJ, explicó a Contexto que sólo se gastó el 33% de los recursos asignados. “Votamos una emergencia porque necesitaban todas las herramientas para poder exigir patrulleros, motos, botones antipánico, y de repente nos dicen que el problema es que no se gastó porque tienen que ver que el patrullero era más o menos resistente. Parece una tomada de pelo”, sostuvo. Mientras tanto, los vecinos de la ciudad siguen reclamando por seguridad.

En obra pública, mientras Garro en su apertura de sesiones señalaba que habían comenzado una “revolución” en la materia, se utilizó el 56% de los fondos.

“Hay barrios que hoy están intransitables por la situación de las calles. Si vos trasladás la subejecución en obra pública a términos concretos, de cada cuatro que entraron al Municipio como fondos afectados para gastar en esta área, sólo se gastó uno”, comentó Cara, y agregó que “hay ambulancias y hay patrullas que no entran a barrios de la ciudad porque las calles están detonadas. Sin embargo, hubo una subejecución presupuestaria. Es casi perverso”.

Además de incumplimiento de los fondos en estas tres áreas, los ediles explicaron que en materia de Salud no se utilizaron 79 millones de pesos estipulados.

“Esto es una mala gestión. Esta es la radiografía del primer año y de un desgobierno muy grande, y de una desidia en términos de cómo llevar adelante la gestión municipal”, sostuvo el concejal del FpV-Nacional y Popular.

Una de las críticas que realizan desde la oposición es el convenio que firmó Julio Garro con Esur, la empresa prestadora del servicio de limpieza, el cual fue multiplicado a casi el doble por el Municipio a pesar de la mala calidad de este servicio.

“Es un escándalo que se haya presupuestado la empresa mucho menos de la mitad y después se haya planteado una adenda al convenio que se firmó el año pasado, cuando además el servicio es deplorable”, comentó Cara.

“Toda esa plata que no se usó se destinó a limpiar la ciudad con un resultado bastante catastrófico”, explicó Lorena Riesgo respecto del convenio que Julio Garro firmó con Esur.

Por otra parte, desde el FpV señalan que en esta rendición de cuentas se están cediendo fondos genuinos por ley, al no reconocer la deuda que tiene Provincia con el Municipio correspondiente a la Tasa de Capitalidad, dinero que debería destinar el Gobierno bonaerense a La Plata, como ciudad capital, por los servicios y espacios brindados.

“La Provincia tiene una deuda importante con el Municipio y el Municipio no la reconoce a la orden de fijar el presupuesto como un ingreso devengado, es decir, como un recurso propio”, sostuvo Cara, y agregó que “esto es plausible de ser judicializable. Está yendo en contra de los intereses de los vecinos de La Plata”.

Riesgo sostuvo que respecto a la Tasa de Capitalidad van a realizar un planteo al Tribunal de Cuentas, organismo provincial que deberá evaluar la rendición una vez salida del Concejo. “Esto es una defraudación al Estado municipal. Esa plata le corresponde a la municipalidad; no es plata de Garro, no es plata del Gobierno de Cambiemos, es plata de todos los vecinos de la ciudad”, comentó la concejala.