A dos semanas de su instalación frente al palacio del Congreso, la Escuela Itinerante levantada por el gremio docente Ctera desarrolló ayer una jornada cargada de actividades que variaron entre charlas ofrecidas por referentes de la pedagogía y el sindicalismo, relatos literarios en vivo y educación popular. El día transcurrió bajo la consigna “la escuela pública enseña, resiste y sueña”.

Como charla principal e inicial de las actividades, se presentó al Movimiento Pedagógico Latinoamericano, organización iniciada hace cinco años con representantes de la educación y del sector sindical y político de varios países, que desarrolló un recorrido por la historia de la entidad y sus perspectivas de la lucha del sector en el actual escenario social a nivel regional. La disertación estuvo integrada por figuras como la pedagoga Adriana Puiggrós, el dirigente Miguel Duhalde y la referente de Ctera Sonia Alesso.

“Se rememoró el inicio en el mes de diciembre de 2011 en Bogotá. Allí participaron representantes de los sindicatos y el sector estudiantil de toda América Latina para promover la defensa de la educación pública como derecho social y elemento de integración”, dijo a Contexto Hugo Yasky, secretario general de la CTA y participante de la conferencia inicial que se llevó adelante en la Escuela Itinerante.

Cabe recordar que las centrales sindicales tomaron un rol protagónico en el acompañamiento de la lucha que los docentes iniciaron a principio de año contra del ajuste y falta de respuestas respecto del salario por parte del macrismo.

“Estamos tratando de enfrentar la visión de los grupos dominantes que intentan avanzar con los proyectos de mercantilización de la educación y la instalación de modelos de doble vía que generan asimetrías en el acceso al conocimiento entre los que ellos definen como ‘dadores de empleo’ o ‘emprendedores’ y los que definen como la ‘ciudadanía común’ en referencia a los sectores de menores ingresos, para quienes tienen reservada una educación de baja calidad”, sostuvo Yasky. Y agregó: “Estos espacios representan una instancia de diálogo fundamental, ya que necesitamos disputar el sentido común de la sociedad que, en una etapa de crisis como esta, tiene una parte ganada con el discurso de que lo privado por su sola condición es mejor que lo público”.

“necesitamos disputar el sentido común de la sociedad que, en una etapa de crisis como esta, tiene una parte ganada con el discurso de que lo privado por su sola condición es mejor que lo público.”

En tanto, la jornada de ayer continuó con la presentación de “Narradoras por la identidad”, donde Dora Apo –madre del reconocido periodista Alejandro Apo– y Mabel Plaul recitaron cuentos para chicos; además, se desarrollaron conferencias sobre los aportes de la antropología al campo de la educación popular, legislaciones sobre presupuesto educativo y las ya conocidas clases públicas que a diario realizan los “maestros itinerantes” que se acercan desde distintas instituciones a brindar apoyo e impartir conocimiento en el espacio de la escuela montada frente al Congreso.

Desde su instalación el pasado 12 de abril, la Escuela Itinerante se convirtió en un símbolo de defensa de la educación pública, y en las últimas semanas recibió la visita de decenas de miles de personas que se acercaron a dejar su apoyo a los maestros, así como también convocó a diversos artistas que aportaron su obra para el espacio, como es el caso del cantautor Ignacio Copani y la cantante Paula Ferré.

“La Escuela Itinerante ratifica el alto poder de convocatoria que tiene el gremio docente cuando se propone, como principal objetivo, el diálogo con la sociedad. Puso al Gobierno en una actitud defensiva cuando intentó impedir su instalación mediante represión, y después cuando a lo largo de estos días ha evadido cualquier definición sobre las demandas del sector”, dijo Hugo Yasky. “En ese sentido, el que hayan pasado miles de personas en estos días demuestra que la escuela pública y los docentes representan un valor que la sociedad sigue abrazando”, concluyó.