Por Daiana Giménez 

Cartoneros y carreros llevaron adelante este jueves una concentración frente al palacio municipal donde reclamaron por un salario, derechos laborales, mejores condiciones de trabajo y el cumplimiento de la Ordenanza 10.661, conocida como “Basura Cero”, la cual entre otros puntos reconoce el trabajo hecho por los recolectores como un servicio público.

“Nosotros durante años arriba de un carro nos hemos ganado ese derecho”, explicó Carlos Alberto Corvalán, cartonero platense.
“El Estado municipal que tiene que hacer cumplir nuestros derechos no nos reconoce como recuperadores urbanos. Los carreros y cartoneros trabajamos sin ninguna protección, sin derechos, somos perseguidos y discriminados y no tenemos otra opción que salir a la calle ante el constante ataque a nuestras fuentes de trabajo”, explicaron en un comunicado los trabajadores nucleados en la Federación Argentina de Cartoneros y Carreros (FACyR)4 y el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE).

Mediante una resolución, el Concejo exigió la implementación de la normativa que prohíbe la tracción animal. Es decir que la aplicación de esta dejaría a los cientos de cartoneros platenses sin su principal herramienta de trabajo.

3

“Ninguna resolución reclamó que se atienda la situación de nuestros pibes, que tiran del carro a mano y tienen que dejar la escuela para salir a trabajar, sin más desayuno que un mate cocido. Nuestra situación es de emergencia social y el Estado debe atenderla como tal”, explicaron desde el MTE, donde sostienen que tampoco se brinda una alternativa factible a esta situación. Esto los pone en alerta porque a veces no pueden trabajar debido a la persecución municipal.

4Durante este año, en reiteradas ocasiones, los trabajadores llevaron sus reclamos al Municipio, pero las respuestas no fueron favorables. “Yo creo que el intendente es un sinvergüenza porque a nosotros nos ha engañado. Nos engaña porque somos personas insignificantes; somos los pobres. Ellos están implementando una política económica sobre los ricos, sobre las empresas, y los pobres para ellos no somos nada. Por eso en este momento los pobres nos estamos organizando para poder pelear por nuestros beneficios y nuestros derechos”, sostuvo el cartonero Victor Carabajal, del MTE.

Lejos de dar respuestas e incluir a carreros y cartoneros en el sistema de recolección de residuos, pero con el Presupuesto 2017 aprobado, Julio Garro desembolsará unos 72 millones de pesos mensualmente para la empresa ESUR, convenio que, según señalan desde MTE, “privatizó todo el sistema de recolección, destruyó el sistema de las bolsas verdes y empeoró las condiciones de las cooperativas de reciclado”.

“Los beneficios van a las empresas y nosotros quiénes somos; no somos nada”, explicó Corvalán, y agregó que “ahora se está viviendo una situación muy crítica; nosotros hemos pasado de pobreza a indigencia. Creo que de una vez el señor intendente tiene que solucionar el problema de los carreros implementando la ordenanza 10.661”.