Por Alejandro Palladino

Con una resolución entregada el lunes y sin justificación alguna, las autoridades de la Agencia Nacional de Seguridad Social (ANSES) de la localidad de San Antonio de Areco que responden a Cambiemos trasladaron al ex jefe de esa entidad, Nicolás Marinkovic, a la sede de Baradero, ubicada a 65 kilómetros. Los trabajadores, que el lunes realizaron una asamblea en protesta que se mantiene vigente y a la que ayer se sumó ATE, sostienen que la medida es “una persecución política”, porque Marinkovic es concejal del Frente para la Victoria (FpV) y presidente del Concejo Deliberante de esa ciudad bonaerense.

Marinkovic presidió la ANSES de San Antonio de Areco hasta diciembre, cuando cambió la gestión nacional y Cambiemos ubicó a Gastón Doré a cargo de esa delegación. De ahí en más, prosiguió sus tareas políticas en el Concejo, como uno de los mayores referentes políticos del FpV en la localidad que gobierna el intendente Francisco Durañona. Mientras tanto, en la ANSES continuó como un trabajador más de la planta permanente.

“Por mi función política en el Concejo y mi militancia en el FpV, esto es claramente una persecución política. Quieren correr al presidente del Concejo de San Antonio de Areco del lugar donde ejerce su función”, afirmó Marinkovic a Contexto.

“Fuimos reelectos por el mandato de Durañona, donde defendemos los intereses populares tomando decisiones fuertes que han molestado a los sectores políticos que representa Cambiemos”, señaló.

En un comunicado, los trabajadores de la ANSES dijeron que “las nuevas autoridades han procedido de manera arbitraria, oscura y antidemocrática pidiendo el traslado injustificado de la oficina a quien fuese hasta el 10 de diciembre el jefe de la misma, que a su vez cuenta con un cargo político como presidente del Concejo Deliberante de nuestro pueblo”.

“Estas acciones de persecución política que tienen su correlato en el modo de operar de los organismos nacionales para reducir personal y apartar del Estado a aquel que piense distinto deben ser fuertemente repudiadas por todos”, dijeron los trabajadores.

“Los compañeros se dan cuenta de que si este Gobierno tiene la impunidad de ir contra una figura política como es el presidente del Concejo Deliberante, no va a tener ningún tipo de inconveniente en ir por el resto”, apuntó Marinkovic. Y añadió: “Esto se da en un contexto en el que se están reduciendo los servicios sociales que presta la ANSES, el PROG.R.ES.AR., el Conectar Igualdad, el Programa Hogar. Se reducen los puestos públicos. Generaron el clima en los trabajadores de sentir que pueden perder el trabajo”.

En el cierre del comunicado, los trabajadores señalan: “Estamos ante la triste presencia de un Partido Político que vino a gobernar con mensajes de unidad y fraternidad y que en cambio está agravando odios y divisiones, produciendo despidos, aumentando tarifas y persiguiendo políticamente a quien piensa distinto”.

Municipios perseguidos

A partir de las últimas elecciones en las que Cambiemos llevó las de ganar en la distribución del poder en la provincia de Buenos Aires, el atropello hacia referentes municipales del FpV tuvo varios capítulos, además del traslado de Marinkovic.

La semana pasada, apelando a lógicas que retrotraen a los años más oscuros de la historia argentina, el juez de Quilmes Luis Armella –a quien la Corte Suprema lo apartó de una causa por beneficiar a empresas ligadas a familiares en el saneamiento de la cuenca Matanza-Riachuelo–, ordenó allanar la Municipalidad de Berazategui, gobernada por el intendente del FpV Patricio Mussi, quien en ese momento se encontraba de licencia.

Desde las 9 hasta las 17 horas, la Gendarmería encerró y revisó al personal, cortando las comunicaciones y llevándose documentación y computadoras. El allanamiento respondía a una presunta malversación y defraudación en el plan de cooperativas Argentina Trabaja.

También la semana pasada el intendente de Ensenada Mario Secco denunció que su municipio es “discriminado” y “abandonado” en materia de seguridad por el ministro de Seguridad provincial Cristian Ritondo. De ahí que su gestión municipal haya invertido 17 millones de pesos para solventar gastos para paliar el abandono del Gobierno de María Eugenia Vidal para los ensenadenses. El gesto que motivó las declaraciones públicas de Secco fue que Vidal haya prohibido el funcionamiento de diez patrulleros nuevos que adquirió la gestión municipal.

http://perio.unlp.edu.ar/~diariocontexto/2016/08/31/mario-secco-denuncio-el-vaciamiento-de-seguridad-en-ensenada/

http://perio.unlp.edu.ar/~diariocontexto/2016/09/02/juan-jose-mussi-desde-la-dictadura-no-se-veia-algo-semejante/

http://perio.unlp.edu.ar/~diariocontexto/2016/09/02/persecucion-sindical-en-la-plata-garro-quiere-echar-a-referente-de-fesimubo/