Democratizando la salud bonaerense

Democratizando la salud bonaerense

La diputada provincial Lucía Portos presentó ayer el proyecto de Ley de Democratización de la Salud en el marco de una jornada de discusión sobre políticas sanitarias de la que participaron referentes políticos del Frente para la Victoria.

355
0

Por Leandro Gianello

El anexo de la Cámara de Diputados bonaerense fue escenario de presentación pública del Proyecto de Ley de Democratización de la Salud, una propuesta que busca crear un Consejo Provincial de Salud (CPS) en la provincia de Buenos Aires con el fin de establecer un “control social” sobre las políticas de ese orden planificadas y ejecutadas por el Gobierno.

La propuesta fue dada a conocer por la legisladora bonaerense del FpV Lucía Portos, acompañada por un panel en el que estuvieron presentes el ex intendente de Lanús, Darío Díaz Pérez, el ex funcionario Jorge Rachid, el ex ministro de Salud Daniel Gollán y el médico sanitarista José Carlos Escudero.

La propuesta plantea la participación ciudadana directa sobre las políticas sanitarias del Estado provincial, estableciendo una estructura piramidal que, desde las bases hasta la parte superior, está compuesta por consejos de Salud locales, municipales y regionales, todos ellos encabezados por el provincial.

“Hemos escuchado hablar mucho de transparencia y controles, pero creemos que la única posibilidad de que eso sea efectivo es que el control lo lleve la gente”, Lucía Portos, diputada del FPV.

“Estos Consejos que presentamos hoy están pensados en un sentido piramidal y participativo para evitar la injerencia directa del Ministerio de Salud en las decisiones sanitarias”, agregó la representante.

Los nuevos modelos excluyentes que intentan aplicar ciertos gobernantes locales en sus distritos, dejando fuera del esquema de atención pública a pacientes de otros lugares, amenazan con fragmentar aun más el tejido social. “Nosotros lo que queremos es pluralizar y universalizar la atención”, explicó.

“Este es un proyecto pensado entre compañeros que militan la salud pública, que esperamos tenga adhesión y apoyo popular, ya que no genera perjuicio alguno, sino una ganancia total para quienes apuestan a este esquema”, recalcó Portos.

Darío Díaz Pérez manifestó su apoyo total al proyecto refiriendo que “el rescate de la experiencia territorial a nivel local sirve para trasladarla” entre las estructuras de los Consejos hasta llegar a una instancia superior, como se propone en este caso.

“Queremos lo mejor para nuestro pueblo, pero la realidad nos muestra que la desocupación generada por el modelo (del macrismo) producirá un nuevo esquema de demanda sobre el sistema de salud pública para el que debemos estar preparados”, recalcó Díaz Pérez.

En este sentido, el ex funcionario Jorge Rachid aseguró que “el proyecto tiene una base filosófica e ideológica que excede su condición de tal”, ya que la salud “es el único eje social que atraviesa todas las etapas de la vida y permite una organización comunitaria”.

“La comunidad organizada, como la planteada por Juan Domingo Perón, es una herramienta que parte de la construcción política” y que aporta el rasgo militante para que proyectos de este tipo prosperen y tengan aceptación porque tienen origen en las necesidades del pueblo, “el único dueño de la salud”, añadió Rachid.

A su turno, el ex titular de la cartera de salud durante el último gobierno sciolista, Daniel Gollán, apoyó la idea de la participación ciudadana en el control de la salud, “ya que en ese sector está la verdadera complejidad social” en la que se debe realizar una construcción territorial permanente.

“Veo esta iniciativa como muy buena y espero que otros bloques la apoyen, ya que es una herramienta extraordinaria para la construcción de la salud popular”, Daniel Gollán.

Por último, José Carlos Escudero advirtió que se avecinan tiempos en los que el capitalismo financiero intentará avanzar sobre el sector de salud pública, “porque se dio cuenta que es un lugar en donde se puede ganar mucha plata”. En este sentido, es necesario llevar adelante “una pequeña batalla cultural que cuestione esta concepción”.

De cualquier manera, algunos de estos sectores son necesarios para la construcción de un sistema de salud que contemple todas las visiones, siempre anteponiendo los intereses del pueblo y sin caer en la rigidez que algunos espacios políticos manifiestan al no tener experiencia de gobierno, concluyó Escudero.

El proyecto

Según se explica en el texto del documento, el Proyecto de Ley de Democratización de la Salud prevé la creación de un consejo provincial y, como entes descentralizados, a los consejos regionales de Salud. Estos, a través de los consejos municipales y locales, forman una estructura en la que la ciudadanía participa directamente y aplica un control social sobre las políticas de salud planificadas y ejecutadas por los Gobiernos.

Estarán compuestos por representantes del Gobierno provincial, trabajadores del rubro y organizaciones de la sociedad civil mediante la figura de consejeros y con un cupo dividido en mitades iguales entre mujeres y hombres.

Entre sus atribuciones figuran la participación en un Plan Estratégico anual para una planificación eficiente de las políticas sanitarias, controlar a las mismas y realizar informes periódicos que serán de carácter público, así como analizar, aprobar y fiscalizar presupuestos.

Además, los consejos regionales tendrán la potestad de proponer a los directores de hospitales provinciales que deberán ser aprobados por el consejo provincial, mientras que también podrán observar y regular el sector privado y de seguridad social.


 

COMPARTE