Segundo semestre: “No hay expectativa de mayor ingreso de dólares”

Segundo semestre: “No hay expectativa de mayor ingreso de dólares”

El especialista en finanzas Roberto Feletti habló sobre el estado actual de la economía macrista, la dificultad de encontrar inversiones a corto plazo y las consecuencias que advierte el panorama internacional. Después de seis meses de gestión, ¿cuál es el destino del plan económico de Macri?

525
0

Por Roberto Álvarez Mur

Deuda, valorización financiera y apertura al mercado fueron los tres elementos que puso en foco el ex secretario de Política Económica y Planificación del Desarrollo de la República Argentina, Roberto Feletti, para manifestar su visión crítica respecto de los meses venideros de las finanzas macristas. El actual secretario de Economía y Hacienda del partido de La Matanza ofreció una charla en la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP, donde expuso un balance de los primeros meses de gestión de Cambiemos y puso en crisis la expectativa sobre el deseado segundo semestre anunciado desde el Gobierno.

“Macri recompuso la renta exportadora pero no liquidaron stock. Le pagó a los buitres pero no llegaron los dólares. Ahora apuestan al blanqueo de capitales. No hay horizonte productivo, y no hay expectativa de mayor ingreso de dólares”, dijo el especialista.

“El objetivo de este primer semestre fue el de generar una redistribución de los ingresos a favor de sectores empresarios y en contra de los ingresos populares. Ni siquiera ocurre por criterios de modernización o atrasos tecnológicos en la economía. Hoy esto ocurre exclusivamente por la necesidad de redistribuir regresivamente el ingreso que durante doce años fue apropiado por una coalición social vasta y amplia”, agregó.

“El objetivo de este primer semestre fue el de generar una redistribución de los ingresos a favor de sectores empresarios y en contra de los ingresos populares. Ni siquiera ocurre por criterios de modernización o atrasos tecnológicos en la economía.”

Feletti sostuvo que, durante estos meses, la liberación de mercado provocó que “aquellos bienes de demanda rígida, es decir, sobre los que la gente no puede elegir –entre comer o no comer, atenderse cuando está enfermo o no–, sufran una estampida de precios en contra de los bienes de consumo durables, como indumentaria, electrodomésticos”, y que, por lo tanto, “la capacidad del pueblo de acceder a bienes se restringió y han colocado a los sectores populares en una economía de subsistencia”. La mayor evidencia de ese proceso, según el funcionario, son los aumentos de las tarifas, precios de alimentos y precios de medicamentos.

Mientras tanto, según Feletti, en el sector empresarial “hoy hay un comportamiento de ‘espero y veo’. Allí se pone en duda si Macri puede no sólo resolver un desequilibrio fiscal que él agudizó, sino también si puede bajar el peso del Estado en la economía”.

El contador y ex diputado nacional recordó que cuando el kirchnerismo arribó al poder en 2003, el peso del Estado en el Producto Bruto Interno era del 28%, y que cuando luego lo dejó, estaba en el 41%. “La presencia del Estado en la economía aumentó con nosotros. Si se requiere restituir al sector privado eso, hay que ver si Macri se lo banca políticamente. Cuando ellos hablan de bajar la presión tributaria y no consiguen financiarlo, ¿se puede bancar eso?”.

“Se pasó de una economía regulada, donde el Estado era el asignador de recursos con criterios de equilibrio social, hacia una economía que se desreguló y abrió, y donde los que asignan recursos son los agentes económicos más poderosos. De hecho, los ministros del actual Gobierno son expresiones o representantes de esos agentes económicos”, consideró.

Volver a los noventa

En tanto, Feletti analizó la correlación de Macri con las conocidas recetas del neoliberalismo y observó ciertas características en disonancia: “El Gobierno de Menem tuvo una clara coalición empresarial en torno a su política. El cúmulo de empresas que se formaron en torno a las privatizaciones, los núcleos en torno a las AFJP o los sectores del agro. Hoy no está esa coalición presente en el entorno de Macri”.

“No hay horizonte de mejora social. Si esto prosigue así y no ingresa el influjo de dólares que permita invertir en obra pública, la situación para el último trimestre del año puede ser muy crítica.”

Feletti destacó: “La legitimación de las reformas de mercado en los noventa tuvo que ver con que hubo mucho dinero en la calle. Mal distribuido, con un modelo económico regresivo, pero cuyas consecuencias se iban a ver después y no en ese momento. El gobierno de Macri no tiene dinero para generar una reforma de mercado como esa sin pagar costos sociales altísimos. No hay horizonte de mejora social. Si esto prosigue así y no ingresa el influjo de dólares que permita invertir en obra pública, la situación para el último trimestre del año puede ser muy crítica, incluso peor que ahora”.

Feletti puso énfasis en que “para hacer crecer la economía argentina es necesario trabajar en el consumo interno, las exportaciones y las inversiones, y que en estos momentos ninguna de estas tres cosas están avanzando”. También expresó que “se espera que las inversiones vengan de afuera en un mundo que se está cerrando”, y puso como ejemplo claro el caso de Gran Bretaña, que se sale de la comunidad económica europea.


 

COMPARTE