Por Roberto Álvarez Mur

En un nuevo síntoma de descontento con la política tarifaria del Ministerio de Energía, gremios industriales, cooperativas y fábricas recuperadas se movilizaron ayer en la Capital Federal. La decisión de marchar se consensuó el lunes pasado, tras un encuentro en el Hotel Bauen, donde la Federación Gráfica Bonaerense, el Sindicato de Curtidores y la UOM, entre otros, se constituyeron como parte de un entramado sindical que decidió desarrollar una corriente multisectorial. La manifestación contó con el acompañamiento de dirigentes políticos como el diputado provincial por el FpV Miguel Funes.

El espacio también lo integran diversas asociaciones de la economía social (FACTA, FeTraES, CNCT, entre otras), incluida la Federación de Clubes de Barrio. Todas esas agrupaciones, más otras sociales y políticas, se convocaron ayer en la sede del Sindicato Gráfico para marchar en repudio a las subas en los aranceles de luz y gas.

“El presidente nos toma el pelo. Dice que nos devuelve parte del aumento de la luz pero se olvida del gas y del agua. Nos quieren llevar puestos a todos”, dijo Cristian Font, representante de los clubes de barrio durante el lanzamiento de la multisectorial.

“Además, Macri dice que el nuevo valor puede aplicar desde abril, pero se olvida de los meses anteriores. Es una vergüenza que el anuncio de hoy haya sido en un club de barrio”, agregó Carlos Funes, presidente del Club Colegiales. Se manifestó en la misma línea Ariel Parodi, del club Flores Sur, y los representantes de centros culturales.

En el lanzamiento de la actividad estuvieron presentes varios legisladores del FpV (Carlos Tomada, Juan Campagnoli y Paula Penacca, entre otros), que vienen trabajando tanto en el Congreso Nacional como en la Legislatura de la Ciudad por la sanción de proyectos de ley que atiendan las particularidades de los sectores afectados. Del mismo modo, los involucrados buscan unificar su accionar judicial: compartieron el estado de situación de los diversos amparos presentados, con la finalidad de darle a la disputa en el ámbito judicial una integralidad que potencie la fuerza del reclamo.

Durante la concentración realizada en el Bauen estuvieron los representantes y dirigentes de las Cooperativas de FACTA, de la Federación Gráfica, del Sindicato Gráfico, de la Confederación Nacional de Cooperativas de Trabajo (CNCT), de varias asociaciones de las pymes, de los clubes de Barrio, de la CTA, de ATE Capital, entre otros representantes barriales, centros de jubilados, precarizados y ciudadanos indignados.

“El Gobierno no tomó nota de lo que está ocurriendo. La movilización es nuestra herramienta para frenar el tarifazo”, indicó en el evento Federico Tonarelli, presidente de FACTA. En la misma línea, Fabio Resino, del mismo organismo, resaltó la cantidad de organizaciones presentes y promovió una agenda común para todos, y se fijó una reunión para el próximo lunes 13 de junio en el BAUEN a las 17hs.

Días antes, la empresa Edesur había intentado cortar el servicio de luz a la Cooperativa Gráfica El Sol, ubicada en la calle Amancio Alcorta 2190, en el barrio de Parque Patricios. Su factura de luz pasó de 4.000 a 25.000 pesos, lo que significa un fuerte golpe en la financiación de la cooperativa.

La organización Conarcoop anunció: “Es cruel que los trabajadores tengan que optar entre llevar el pan a sus casas o pagar la luz. La obligación no puede primar al derecho. Convocamos a todos los argentinos de buena fe a acercarse a la cooperativa a impedir que se realice tamaña injusticia”.


Anteriores:

http://perio.unlp.edu.ar/~diariocontexto/2016/05/31/tarifazos-e-importaciones-ponen-en-crisis-a-las-cooperativas-industriales/

http://perio.unlp.edu.ar/~diariocontexto/2016/06/08/tarifazo-los-clubes-de-barrio-movilizaron-a-plaza-de-mayo/