“El 1º de abril yo voy a ser dirigente de piqueteros”

“El 1º de abril yo voy a ser dirigente de piqueteros”

Lo dijo el secretario general de la UOCRA de Zárate, Julio González, por los inminentes 2600 despidos que se vienen en Atucha. Una nueva reunión en el Ministerio de Trabajo bonaerense terminó sin resultados.

387
0

Por Contexto

La situación de los casi 2600 trabajadores, cuyo empleo depende de la construcción de Atucha III, es hoy igual de desesperante que ayer. O más, porque ahora están más cerca de la fecha crítica del 1 de abril, día pautado para que se caigan los contratos. Es que la reunión de mediación realizada este lunes en el Ministerio de Trabajo bonaerense no colmó las expectativas ni trajo soluciones.

Quienes se acercaron hasta La Plata fueron los operarios enrolados en el gremio UOCRA, quienes están comprendidos en el plan de obra pública del complejo atómico de Zárate, donde además de una nueva hay otras proyectos complementarios. Del otro lado de la mesa, estaban autoridades de las empresas contratistas y directivos de la operadora NASA.

“El 1º de abril yo voy a ser dirigente de piqueteros, y yo quiero seguir siendo dirigente de trabajadores”, sintetizó Julio González, secretario general de la UOCRA zarateña. “Ellos piden no forzar. Nosotros no estamos forzando, estamos hablando de realidades: el 31 de marzo tenemos los telegramas en la casa de todos los trabajadores y el 1º ya están todos desocupados”, agregó en diálogo con Contexto al salir del encuentro.

Aunque el titular de la cartera laboral, Marcelo Villegas, insistió durante toda la jornada en que su actuación era muy limitada porque la llave para destrabar el conflicto la tenía Nación, los constructores presionaron al gobierno de María Eugenia Vidal. “Si hay una intención política de revertir esta situación, que sea en el menor tiempo posible”, reclamó González.

“Si no hay una decisión tomada, los trabajadores no se van a retirar del lugar hasta que haya una respuesta concreta”, advirtió. “Acá me hablan de intenciones de revertir esta situación y lo valoramos muchísimo, pero más que las intenciones necesitamos cosas concretas, que es lo que están pidiendo los trabajadores”, insistió.

En el Ministerio de Trabajo a nivel nacional, había conversaciones en paralelo por el mismo asunto, pero con el sindicato UECARA. En ese encuentro se resolvió que esa instancia será, en adelante, el ámbito de negociación, por sobre el provincial. Es decir, habrá un tratamiento unificado.

“Veo bárbaro cuando el ministro plantea la unificación para que estén las dos partes, no solo UOCRA, sino UECARA, pero tiene que ser en el menor tiempo posible porque el 30 de marzo es tarde para nosotros”, repitió González por si no había quedado bien en claro la necesidad de una salida urgente.

“Nosotros, hoy de acá, nos queríamos ir con una decisión de forzar una conciliación obligatoria y no me dijeron que no es posible”, se esperanzó González, quien era esperado en la puerta del edificio de avenida 7, entre 39 y 40.

Apoyos desde la Legislatura

Los trabajadores recibieron el apoyo de los diputados provinciales del FPV Marcelo Torres, Miguel Funes, Lauro Grande, Juan Agustín Debandi y José Ignacio Rossi. “Son miles de fuentes de trabajo que están a la deriva. Esto colisiona con lo que veníamos haciendo en estos últimos doce años con respecto a la obra pública y al resguardo de las fuentes laborales”, dijo Funes a Contexto.

IMG_1972“Deseamos que se revierta esta situación y deseamos que no sea el preludio de una catástrofe como la que vivimos en el 2000”, continuó Funes. En tanto, Lauro Grande cuestionó las declaraciones del ministro de Energía, Juan José Aranguren, quien afirmó que la obra prometida arrancaría en 2017.

“Para nosotros es una barbaridad que ni Macri ni Vidal se hagan cargo de esta situación. Esto genera desocupación, desesperanza, situaciones que no queremos volver a vivir en Argentina. Lo que pedimos es celeridad al ministro (de Trabajo de la Nación, Jorge) Triaca para que los reciba en estos días”, agregó. El próximo encuentro será el 31 de marzo en Capital Federal.

“Nos parece bien que el gobierno quiera evaluar el modo de financiamiento para Atucha III, lo que queremos es que actúen con la misma celeridad que lo han hecho para acordar con los fondos buitre y que no sean los trabajadores los que pagan los costos de la espera”, sostuvo Torres en un comunicado oficial.

COMPARTE