Por Florencia Abelleira

Por primera vez en la historia, la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (AFSCA) adjudicará hoy frecuencias de televisión de baja potencia a organizaciones sin fines de lucro. Desde mayo de este año se llevaron adelante concursos públicos para seguir materializando la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual y hoy estos medios populares obtendrán la legalización.

Históricamente, las televisoras que nacían desde la resistencia, como un medio de comunicación que quería dar una mirada distinta o tratar otros temas respecto de los comerciales, entraban en la categoría de “truchas” y les era imposible salir de su estado de ilegalidad. Pero hoy pueden obtener un canal en la Televisión Digital Abierta. En 2009 se sancionó la LSCA, que representó la larga pelea de los medios alternativos y comunitarios por la democratización de la comunicación. En ella, un 33% del espectro queda reservado para los sin fines de lucro.

Tal es el caso de Barricada TV, una señal de televisión que se creó en 2010 y funciona desde entonces en la primera fábrica recuperada en el país, IMPA (Industria Metalúrgica y Plástica Argentina) en plena Capital Federal. En 2013 había obtenido una primera licencia precaria para transmitir de forma analógica, y a partir de ahora transmitirá por el canal 33.1 que tiene alcance en toda la ciudad de Buenos Aires. “Es un momento histórico, porque venimos peleando por esto hace un montón de tiempo”, dijo Natalia Vinelli, periodista e integrante de Barricada TV.

“Estuvimos movilizados reclamando que se legalizaran los medios comunitarios alternativos y populares, y de la misma manera estamos movilizados contra cualquier intento de ir para atrás con cualquiera de las cuestiones logradas en este tiempo”, agregó.

Frente al nuevo panorama que abrieron las elecciones del domingo pasado, donde los medios alternativos no esperan ser reconocidos y apoyados por un gobierno neoliberal como el que impondrá Mauricio Macri, es un resguardo importante lograr una licencia de estas características.

Según Vinelli, obtener la autorización “fue un trabajo muy largo y nos costo muchísimo, pero pensamos que con militancia siempre las conquistas son mucho más sólidas y sostenibles a lo largo del tiempo”. Además, aclaró que en este contexto político “nos parece muy importante que esos concursos, más allá del cambio que implica el resultado del balotaje, puedan ser sustanciados, porque son derechos que hemos adquiridos como organización populares”.

“Desde la independencia partidaria, hemos logrado finalmente poder poblar el espectro con nuestras voces, que en definitiva era el sueño que la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual nos animaba a soñar”, expresó.

La UNLP con licencia confirmada

En la reunión que tiene pautada el directorio de la AFSCA para hoy, también habrá distintas autorizaciones para la televisión digital terrestre abierta. En estos años se aprobaron muchos planes técnicos de asignación de frecuencia en distintas localidades del país, y ya la mayoría fueron otorgadas. “A partir de que se van aprobando los planes técnicos, se van haciendo las reservas para los canales que hoy transmiten en analógico y pasan a digital, y se van haciendo autorizaciones para gobiernos provinciales, locales, iglesias, pueblos originarios y las Universidades”, contó Eduardo Rinesi, miembro del directorio de la AFSCA. Por eso, entre las licencias aprobadas hoy, también se confirmará la del canal universitario de la Universidad Nacional de La Plata.

Rinesi también destacó que este año se ampliaron de manera significativa las licencias y adjudicaciones que asignó la AFSCA mediante concurso público; y, además, señaló la gran cantidad de premios impulsados por FOMECA para medios no comerciales. El Fondo de Fomento Concursable para Medios de Comunicación Audiovisual es una herramienta que acompaña el proceso de ampliación de nuevas voces y miradas, y fortalece a los actores de la comunicación audiovisual comunitaria. Según el integrante del directorio de la AFSCA, “así se promueve que pequeñas organizaciones o cooperativas puedan comprar equipamiento, desarrollar alguna producción, porque muchas veces no tienen recursos propios para llevarlo adelante”.

Reconocimiento especial

La Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual en su artículo 89 inciso f dice que hay que reservar un 33% del espectro para organizaciones sin fines de lucro. Dentro de estas organizaciones se encuentran los medios comunitarios, que por lo general los encarnan emisoras radiales. “Hoy también vamos a promover el reconocimiento del carácter comunitario de cerca de cincuenta emisoras de radio sin fines de lucro”, dijo Rinesi, y agregó: “Lo que estamos haciendo es darle un reconocimiento que les da un puntaje adicional y una situación preferencial para participar en futuros concursos públicos de licencias, y así seguir democratizando la trama comunicacional”.

Por último, Natalia Vinelli se refirió a la importancia de que no todos los medios tengan que ser comerciales. “Lo más importante es entender que los medios de comunicación no necesariamente tienen que estar vinculados a un paradigma ligado a la generación de ganancias, que en definitiva es la que determina los intereses de los medios hegemónicos y los contenidos que hacen circular”, explicó. “Nosotros pensamos que la comunicación tiene que ser pensada como un derecho; y hoy finalmente tenemos una pantalla para contar nuestras historias, nuestros problemas, articular y estar permanentemente vinculados con la Patria Grande, pensando otra visión de mundo”.