Hombre Ola – Ey / Cable Hepático

Canciones de ciencia ficción ochentosa. Por Leandro de Martinelli

407

En solo dos canciones, lanzadas como adelanto de un disco de diez tracks, el nuevo proyecto del triestino Riccardo Dessupoiu (Argonauticks, Pont) logra presentar su manifiesto estético obsesionado, al igual las obras de Philip K. Dick, con tejer una oscura trama donde máquinas y emociones se confunden y refuerzan.

En “Cable Hepático”, sintetizadores y bases de atmósferas ochentosas -aliadas de la oscura psicoledia del álbum Black Celebration de Depeche Mode-, sostienen un drama de alcoba donde la voz desgarrada de Dessupoiu luce su fraseo cocoliche en versos como “Soy tu descarga sentimental, tu número irracional”.

“Ey” es una tonada nostálgica construida sobre una plataforma de ruidos y sintetizadores, a cargo de un enfocado Agustin Forestieri que con pocos elementos levanta un sonido de intriga cinematográfica y matiza la pena con un pasaje final, de música industrial, donde se refuerza el clima distópico al ofrecer, como guiño geek, un fragmento de la película Terminator (reconocible por la peculiar forma de actuar de Linda Hamilton).

El tono íntimo y derrotado que Hombre Ola fabrica sin fórceps sugiere la aparición del trabajo mejor calibrado en la trayectoria de Dessupoiu, donde las astucias y sutilezas instrumentales y las melodías sensibles ponen distancia con el asfixiante desborde de ideas de Argonauticks -producto probable de las decisiones en conjunto-, o de Pont, cuya electrónica de altas cumbres derivaba en un tono pulido y algo gélido.