Por Leandro Giannello

El proyecto, presentado por los concejales Ludmila Kostiuk, Florencia Saintout, Guillermo Cara y Sebastián Tangorra, propone reducir mediante una ordenanza especial “la deducción de un 13% en todas los tasas municipales a aquellos empleadores que contraten a personas trans con el fin de establecer una relación de trabajo” .

Entre sus fundamentos, la propuesta señala que “el estigma y la discriminación operan sobre la subjetividad travesti, transexual y transgénero”, una situación cotidiana que obstaculiza “el acceso y permanencia en el sistema educativo, sobre todo cuando niñas, niños y adolescentes manifiestan activamente el deseo de construcción subjetiva de acuerdo a sus identidades”.

Claudia Vázquez Haro, titular de la Asociación Civil de Transexuales y Travestis, OTRANS, y docente de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP, dijo a Contexto que es “muy importante la presentación de un proyecto de este tipo” para seguir fomentando la inclusión social de las personas trans.

“Trabajar desde un lugar como este sirve para revertir la discriminación que padecemos en algunos aspectos sociales”, indicó Vázquez Haro sobre la decisión de llevar al campo político la discusión por el acceso a los ámbitos laborales.

“Es importante que desde el Estado municipal se genere este tipo de propuestas, ya que visibilizan nuestra realidad y ayudan a desmitificar esa asociación que existe entre la figura del trans y la prostitución”, agregó la presidenta de OTRANS.

Vázquez Haro destacó la necesidad de aprobar este y otro tipo de medidas que fomenten la inclusión “para que el resto de las compañeras puedan acceder al mercado de trabajo, en este caso, en los comercios locales, sin sufrir episodios discriminatorios o vejantes”.

“DESDE 2003 A ESTA PARTE, LA COMUNIDAD LGBT HA CONSEGUIDO MUCHO APOYO JURÍDICO, PERO AÚN FALTA AVANZAR EN ASPECTOS SOCIALES.”

“Desde 2003 a esta parte, la comunidad LGBT ha conseguido mucho apoyo jurídico, pero aún falta avanzar mucho en los aspectos sociales y en el reconocimiento”, concluyó Vázquez Haro.

En el mismo sentido, el texto elaborado por el bloque encabezado por Saintout indica que el camino hacia un trabajo formal es obstruido también “por la transfobia, debido a la cual personas trans se ven enfrentados y enfrentadas u obligados y obligadas a ejercer la prostitución como forma de supervivencia”.

Si bien en el ámbito del Estado hay cuestiones aún por resolver con respecto a esta temática, “en los últimos años se ha avanzado bastante con las leyes de matrimonio igualitario y de identidad de género”, destacan los autores del proyecto, “y en el Ministerio de Trabajo hace varios años que existen experiencias de asistencia y apoyo a la población trans en cuanto a la mejora en el empleo”, como es el caso de la Cooperativa Travesti Textil “Nadia Echazú”, apoyada por el Ministerio de Acción Social y el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social, INAES.