Augusto Giannoni: golpe de suerte

Augusto Giannoni: golpe de suerte

El baterista local, ex integrante de Plupart, acaba de grabar en el mejor disco de Fantasmagoria. Por Juan Barberis

665
0
Por Diego Toledo

“Fue un rescate para todos, nos reactivamos mutuamente”, dice Augusto Giannoni sobre su ingreso en 2013 a Fantasmagoria, el proyecto personal de Gori, ex Fun People. Instalado desde hace varios años en Buenos Aires, el baterista local -que formó parte de Plupart junto a Juan Irio, Cristian Sparapani y Mora Sánchez Viamonte-, es ahora el pulso rítmico de este preciado grupo del rock bonaerense atravesado por el folk americano y la psicodelia londinense de los años sesenta. “Hacía más de un año que estaban sin hacer nada, así que cuando me ofrecieron sumarme a esta nueva formación les dije que sí de una”, recuerda.

Hasta ese entonces, Giannoni venía de ponerle el cuerpo a Sortie, su propio proyecto en donde componía, tocaba la guitarra y cantaba, y con quien llegó a editar un EP –Nada bien, de 2008- y dos larga duración –La fábrica del silencio, de 2009, y Sortie, de 2013-. Ahora, mientras mantiene a su banda en suspenso, el baterista acaba de grabar El Mago Mandrax, el álbum más sólido dentro de la discografía de Fantasmagoria; un trabajo dividido entre la canción folk-pop y la experimentación lisérgica, con piezas listas para cualquier FM y otras con rasgos de ópera rock que alcanzan los 15 minutos. “Toda la grabación se vivió con la energía de una banda nueva”, dice. “Eso terminó renovando a Fantasmagoria”.

Fun People figura como una de tus referencias, ¿qué te sorprendió de trabajar con Gori?

Me sorprendió que teniendo una cabeza creativa y musical enorme me dejara sugerir arreglos, o verlo contento por las colaboraciones que metía yo.

¿Podrías definir tus características como baterista?

Básicamente soy un baterista de rock de personalidad inquieta e improvisadora, me gusta tocar todos los estilos que pueda aprender y que me salgan bien. También me gusta mucho zapar.

Hace ya varios años que te fuiste de La Plata, ¿te dejó de resultar atractiva la ciudad para hacer música?

Para nada. La escena musical platense la sigo igual desde acá y me parece excelente, todo creció musicalmente para bien.

¿Qué recuerdos tenés de Plupart?

Juventud divino tesoro… Eran mis hermanos mayores en esa época, yo era un pendejo al lado de ellos. Me quedó un gran amigo como Cristian Sparapani (ahora en The Plásticos), y haber tocado con Juan (Irio, ahora en El Estrellero) fue un aprendizaje groso; es un gran compositor y cantante con conceptos estéticos súper claros de show, sonidos y arreglos (además él me pasó para escuchar The Kinks). Un gran recuerdo fue un show que hicimos en el Pasaje Dardo Rocha que tocamos como 25 temas, una bocha, y fue un show muy concurrido.

¿Cómo quedaron las cosas con Sortie?

Lo último de Sortie fue un disco homónimo en 2013 y nunca salimos a tocarlo, la banda quedó en stand by; hicimos solo un show en el Roxy Live ese mismo año. Por mi parte, seguí componiendo en 2014 e hice un proyecto nuevo, Anticrack, que está conformado por 12 canciones en las cuales grabé todos los instrumentos y amigos músicos colaboraron en algunas canciones. Ahora estoy armando la banda para salir a tocar.

¿Cuál fue el artista de La Plata que más te deslumbró en vivo?

Astarita. Míster América es una banda súper genuina, y Gustavo en vivo es hipnótico.

COMPARTE